Sandra Ortega, la mujer más rica de España, accionista de Inditex y PharmaMar / EFE
stop

Soandres, la sicav de Sandra Ortega y la mayor de Galicia, pierde patrimonio desde que arrancó 2018

en A Coruña, 31 de julio de 2018 (15:34 CET)

Hace poco más de dos años, Soandres, la sicav que Sandra Ortega heredó de su madre, Rosalía Mera, estaba entre las cinco mayores de las fortunas españolas al superar los 400 millones de patrimonio. Fue a finales de 2016 cuando la mujer más acaudalada de España retiró cerca de 130 millones, adelgazando un 31% el volumen de la sociedad de inversión. Aunque el pasado ejercicio Soandres, gestionada por JP Morgan, creció todos los trimestres, las caídas de patrimonio experimentadas desde la entrada en 2018 han sacado al instrumento de inversión de Sandra Ortega del top ten de las mayores sicavs del país.

Durante el primer trimestre, Soandres perdió cinco millones de patrimonio y el informe semestral que acaba de remitir la sociedad a la CNMV muestra un nuevo descenso de 700.000 euros entre abril y junio. “La sicav comenzó el periodo con un patrimonio de 297,2 millones y a finales del semestre el patrimonio de la misma es de 291,7 millones de euros. La disminución del patrimonio se debe principalmente a la evolución del mercado”, zanja JP Morgan, que sitúa los reembolsos en 32.000 euros.

A cierre de mayo, Soandres estaba fuera de las diez mayores sicavs españolas, según los datos de la consultora VDOS:

  1. Torrenova (1.319 millones)
  2. Cartera Bellver (587,5 millones)
  3. Morinvest (550,8 millones)
  4. Elitia Invest (410,9 millones)
  5. Lierde (390,1 millones)
  6. Allocation (380,6 millones)
  7. Soixa (351,8 millones)
  8. Gesprisa (328,8 millones)
  9. Chart Inversiones (328,7 millones)
  10. Herprisa (295,5 millones)

Trump causa estragos en la sicav de Sandra Ortega

¿A qué se debe la caída de Soandres? Las turbulencias generadas por Donald Trump tienen mucho que ver en el padecimiento de los vehículos de inversión. A un mal arranque del año, con fuertes caídas en la mayoría de mercados en renta fija y variable se sumó la amenaza de guerra comercial entre China y EEUU y el temor a un descontrol de la inflación por la subida de salarios en el país norteamericano.

Finalmente, cuando se estabilizaba la situación, “la renta variable se vio sacudida de nuevo después de que la Administración de los Estados Unidos anunciara la imposición de aranceles sobre las importaciones de acero y aluminio, seguidos de otro arancel del 25% sobre las importaciones chinas por un valor de 60.000 millones de dólares”. Así lo relata JP Morgan.

En todo caso, los datos de VDOS certifican la dificultad de las gestoras para engordar las sicavs durante el periodo. En mayo habrían perdido, en datos conjuntos, 64 millones por el propio comportamiento de las carteras.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad