La conselleira de Política Social, Fabiola García

La Xunta avisa a las residencias: “Se actuará con contundencia”

La conselleira de Política Social, Fabiola García, advierte que no va a "permitir" situaciones como las de la residencia de A Fonsagrada clausurada ayer

La Xunta de Galicia lanza un aviso a la residencia de mayores privada que fue clausurada este miércoles en A Fonsagrada por irregularidades y las malas condiciones en las que se encontraban sus usuarios.

"No podemos ni vamos a permitir cosas como esta. Ante cualquier irregularidad se actuará con toda contundencia", ha advertido la conselleira de Política Social, Fabiola García, que ha explicado que todos los afectados han sido trasladados al Hospital de Lugo para someterse a un chequeo completo y desde la Xunta se ha avisado a sus familiares.

La conselleira de Política Social ha defendido la actuación "inmediata" de los servicios de inspección de la administración gallega ante las irregularidades y las malas condiciones en las que se encontraban los ancianos de la residencia privada clausurada este miércoles en A Fonsagrada.

Desatención y malas condiciones

La Xunta ordenó el cierre cautelar de las viviendas comunitarias Burón I y II tras constatar las malas condiciones de las personas que residían en estas instalaciones y la desatención en la que se encontraban los residentes. Tras su intervención, la Xunta trasladó la situación tanto a la Fiscalía como a la Guardia Civil ante la gravedad de la situación, ya que, según ha defendido Fabiola García, la Xunta "no va a admitir esto de ninguna manera" y todos los mayores "merecen los mejores cuidados", tanto por ellos, por sus seres queridos como por "tantos trabajadores de residentes de toda España que hacen un trabajo magnífico y no merecen que se dañe su imagen".

"Una cosa es que entre un virus en una residencia que desgraciadamente está llegando a todas partes y ante el que hay que actuar si no se hacen las cosas como es debido; y otra muy distinta es que en una residencia no se esté asistiendo a los mayores con la dignidad que merecen", ha advertido.

Denuncia de irregularidades

La denuncia que se ha saldado con la intervención de esta residencia de mayores partió de un informe emitido por los servicios sociales de A Fonsagrada este martes, en el que se advirtió a la administración gallega de una posible situación de maltrato a los residentes del centro y de diversas irregularidades tanto en las condiciones como en la atención a los mismos.

Ante la gravedad de la situación alertada en el documento, la inspección de servicios sociales de la Xunta se desplazó al centro para corroborar los hechos retratados en la denuncia y también remitió un aviso a cuerpo de Guardia Civil. Los efectivos desplazados constataron la situación en la que se encontraban estos residentes, un total de 29 ancianos en un centro con 23 plazas y en condiciones inadecuadas, que motivaron la urgencia de las actuaciones desde la Administración gallega para ordenar el cierre inmediato de las instalaciones.

La gravedad de los hechos llevaron a la Xunta a trasladar el parte a la Fiscalía ante la posibilidad de que el caso sea constitutivo de "ilítico penal", informa la Consellería de Política Social.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad