Trabajadores de Alcoa en A Coruña protestan por la falta de un modelo energético estable | EFE / archivo
stop

Un análisis del Foro Económico de Galicia establece grandes diferencias entre industrias "de arrastre", caso de Citroën, o "de oportunidad", como Alcoa

Economía Digital Galicia

Trabajadores de Alcoa en A Coruña protestan por la falta de un modelo energético estable | EFE / archivo

en A Coruña, 05 de noviembre de 2018 (05:00 CET)

Serán casi cuatrocientos puestos de trabajo los que se eliminen de cerrar definitivamente Alcoa en A Coruña. La multinacional norteamericana suma en Galicia los dos centros de San Cibrao, verdadero motor del grupo en España. En A Mariña hay 1.300 trabajadores, y otros 600 empleos ligados a empresas auxiliares. Sin embargo, Alcoa no es Citroën, por hacer la comparativa sin salir de Galicia a la hora de abordar el impacto de inversiones de grandes multinacionales extranjeras. ¿Por qué?

Lo deja muy claro un informe del Foro Económico de Galicia, el principal laboratorio de ideas de la comunidad. En uno de los estudios que abordan la inversión extranjera en Galicia, el foro diferencia entre lo que es una industria de arrastre, que viene a ser el caso de Citroën, y una de oportunidad, en la que se encuadra Alcoa.

El análisis de López Facal

El autor, Xoán López Facal, que en su día fue director financiero de Sodiga, establece grandes diferencias derivadas de la implantación de multinacionales en Galicia. El análisis, titulado "Galicia, la perspectiva internacional", distingue entre "lo imprescindible desde el punto de vista del impacto estructural de Citröen (Ci­tröen Hispania: 1958) hasta el irrelevante des­de este mismo punto de vista de Alcoa (1998: fecha de adquisición de Alúmina Aluminio al INI por Alcoa)".

Una “inversión externa por motivos de oportuni­dad fue en su día la operación de entrada de Alcoa en San Cibrao en susti­tición del grupo INI", dice López Facal. "El impacto económico interno es en este caso limitado por tratarse de operaciones de intercambio patrimonial sin efectos sobre los activos productivos im­plicados". Esa dinámica es, a su juicio, compartida por empresas como Alcoa o Ferroatlántica, del grupo Villar Mir.

Las disparidades

"La disparidad de los efectos derivados de la afluencia de capital foráneo en el país recep­tor son manifiestos en el caso de tratarse de una in­dustria de síntesis y una de cabecera", explica López Facal. "Tenemos en Galicia dos ejemplos paradigmáticos del primer tipo en Citröen". "La  implantación de Citröen comporta un efecto de arrastre in­mediato con efectos a largo plazo, y la de Alcoa, que podemos caracterizar también como inversión de oportunidad, está desprovista de esa cualidad y de la proclive a adoptar as características da industria de enclave", abunda el autor.

Mira López Facal a Alcoa y de reojo a Citroën.  "La plataforma industrial desarrollada en torno a PSA Citröen en la comarca viguesa derivó en apenas cincuenta años en una constelación de empresas auxiliares com­petitivas agrupadas en el Cluster de Empre­sas de Automoción de Galicia", dice. Y va más lejos al añadir "una contribución en términos de tecnología, facturación y emprego (mais de 18.000 puestos de trabajo directos en la actualida­d) que son prueba patente del éxito alcanzado".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad