1539775251 Alcoa will close its plants in Avilés and La Coruña with 700 jobs 1024x574
stop

La multinacional alcanza su mínima del año tras depreciarse más de un 30% desde que anunció el cierre de las plantas de A Coruña y Avilés

24 de diciembre de 2018 (05:00 CET)

La peor semana en Wall Street desde la crisis económica dejó a Alcoa en sus mínimos del año en el parqué. La multinacional, que avanza impasible hacia el cierre de las plantas de A Coruña y Avilés, cae sin freno desde el mes de abril, acumulando una depreciación próxima al 50% en lo que va de curso. Vivió un leve repunte en octubre, coincidiendo con la presentación de resultados del tercer trimestre y el anuncio de los cierres en España. Aquella jornada, las acciones llegaron a intercambiarse por 40 dólares, mientras que en su última sesión el pasado viernes cotizaban a 26,39 euros. El deterioro supera el 30% en dos meses.

Los mínimos anuales de Alcoa coinciden con otro tropezón de Wall Street, en una semana de fuertes caídas. Entre los principales indicadores, el Down Jones se dejó un 7%, el Nasdaq un 8,2% y el S&P 500 completó la debacle con unas pérdidas del 7% en cinco días. La aluminera no fue ajena al batacazo y registró cuatro jornadas en rojo, depreciándose un 6% entre el martes y el viernes.

La crisis en la bolsa de Nueva York aborta el repunte de la compañía, que había buscado la complicidad con los inversores al anunciar su primer plan de recompra de acciones desde que se segregó de Arconic, dotado con 200 millones de dólares. Esta operación, que reduce las acciones en circulación y aumenta el porcentaje de cada inversor, sumada a unos resultados que duplicaron la previsión de los analistas y a la “simplificación de la estructura”, había permitido a Alcoa anotarse subidas de hasta el 8%. Pero duraron poco más de tres días, antes de que el valor prosiguiese en su declive.

Nuevo recorte de producción de Alcoa en Canadá

cpt119520912 jpg

Imagen de archivo de una protesta de los trabajadores de Alcoa en Quebec

La compañía toca fondo en el parqué en este ejercicio mientras recorta producción. No solo en España, donde negocia la salida de casi 700 trabajadores por la clausura de las factorías gallega y asturiana. El pasado miércoles anunció que recortaría a la mitad la capacidad de su fundición de Aluminerie de Bécancour en Quebec.

En esa planta lidia Alcoa con otro prolongado conflicto laboral a raíz de la renovación del convenio colectivo y la retirada unilateral de la compañía de la mesa de negociación. El cierre patronal bloqueó la actividad de 1.030 trabajadores, según IndustriALL. La multinacional justificó el nuevo recorte a la producción en la factoría canadiense por las “salidas y jubilaciones” de empleados que ya estaban haciendo turnos adicionales desde que se produjo el bloqueo. La planta tiene una capacidad de 413.000 toneladas métricas al año.

El despliegue de Alcoa en Canadá, donde tiene una capacidad de producción de un millón de toneladas anuales, es una de las razones de que la compañía rechazara los aranceles de Donald Trump, pues elevaban los costes de los envíos desde estas factorías.

Hemeroteca

Alcoa
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad