El consejero delegado de Hijos de Rivera, Ignacio Rivera | EG

Estrella Galicia dispara su rentabilidad y casi dobla a Mahou y Damm

La cervecera coruñesa ya supera a la dueña de Cruzcampo en beneficio y se corona como la más rentable tras casi duplicar en márgenes a sus competidores

“Queremos ser la cerveza más querida, no la más vendida”. Estrella Galicia ha hecho de este lema una de sus banderas para reivindicar su carácter artesanal frente a Mahou-San Miguel, Heineken España (dueña de Cruzcampo) o Estrella Damm.

Pero, pese a no ser "la más vendida", Estrella Galicia sí logra consolidarse en el podio de cerveceras españolas por beneficio. Y es que la compañía capitaneada por Ignacio Rivera cerró el año 2018 con unos beneficios de 73,7 millones de euros (frente a los 60,7 millones del ejercicio anterior), lo que le ha permitido superar a Heineken España en este ranking (73 millones de euros) y acercarse a Damm, cuyos beneficios apenas crecen de 114,7 a 114,8 millones de euros y Mahou-San Miguel, que retrocedió de los 127,8 a los 124,4 millones de euros.

Rentabilidad récord

Estrella Galicia ya gana más que Heineken España pese a facturar algo menos de la mitad (475,2 millones de euros la firma coruñesa frente a los 956,9 millones de euros de la dueña de Cruzcampo). La receta está en la rentabilidad que logra la firma gallega  con sus ventas.

Y es que Estrella Galicia logra un beneficio de 15,37 millones de euros por cada 100 millones que ingresa, lo que deja su margen neto en el 15,37% (frente al 13,8% de 2017). Pese a estirar sus procesos de cocción, fermentación y maduración por encima de los 20 días (casi cuatro veces más que buena parte de su competencia), renunciando a unos mayores volúmenes de producción, la cervecera coruñesa logra duplicar en rentabilidad a Heineken (7,64%) y marcar distancia con Estrella Damm (9,19%) o Mahou-San Miguel (9,57%).

Crece más que sus rivales

De esta forma, Estrella Galicia necesita facturar casi la mitad que sus rivales para ganar lo mismo. Pero la compañía capitaneada por Ignacio Rivera no solo gana en rentabilidad, sino que también se expande a mayor ritmo.

Y es que mientras Estrella Galicia, presente en más de medio centenar de mercados, elevó un 9,42% sus ventas a lo largo del año pasado, Mahou-San Miguel, por el contrario, registró un repunte tres veces menor (del 2,98%, hasta los 1.298,6 millones), mientras que Heineken España cayó un 5,13%, hasta los 956,9 millones de euros.

Tan solo Estrella Damm ha logrado aguantar su ritmo tras estirar sus ventas un 8,4% y situarlas en los 1.249,8 millones de euros. Unas cifras que, sin embargo, no le sirven para hacerse con el trono ni en facturación, ni en beneficio (ambos en manos de Mahou-San Miguel), ni en rentabilidad, en donde Estrella Galicia permanece como líder al ser la única en contar con un margen neto de doble dígito.

Un artículo de Javier G. Casco

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad