El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo

Feijóo le da a Casado la receta del 10-N: “Unir el centro derecha”

El presidente de la Xunta insta a Casado a mantenerse en el centro y apela al voto útil para ganar las elecciones y acabar con la "inestabilidad"

El presidente de la Xunta de Galicia marca el rumbo a la dirección nacional del Partido Popular de cara a las elecciones del 10-N. Alberto Núñez Feijóo, que se encuentra de viaje oficial en Argentina, ha defendido la necesidad de “unir” el voto del centro derecha y de ensanchar el partido para elevar el número de diputados desde los 66 cosechados en los últimos comicios.

"Este fracaso buscado por Sánchez tiene que ser su fracaso, no el de los españoles. Hay una posibilidad, hay diez millones y medio de votos que no han votado a Sánchez. Si votan unidos, habremos conseguido superar una fase de inestabilidad para que España tenga otra vez un gobierno estable y previsible", ha argumentado Feijóo.

Defensa del voto útil

El presidente de la Xunta aboga por la centralidad para recuperar el voto popular que en las últimas elecciones fue a parar a Ciudadanos y Vox y defiende la figura del voto útil. "Si votamos unidos, esto es posible. Si seguimos divididos, seguirá la inestabilidad en nuestro país, con el PSOE, el independentismo y el populismo", ha agregado el presidente de la Xunta.

Feijóo se inclina por esta fórmula en lugar de por la fórmula España Suma que desde Génova se planteó para concurrir a los comicios de la mano de Ciudadanos y Vox

La “inestabilidad” del “candidato Sánchez”

Durante su intervención, Núñez Feijóo ha achacado la culpa de la repetición electoral a Pedro Sánchez. Así, ha asegurado comprender "el hartazgo" de los españoles ante una situación que "no debería haberse producido" y ha confesado que él también lo tiene. "La inestabilidad y el candidato Sánchez van en paralelo y esto afecta a nuestro país", ha lamentado después de considerar que Sánchez "buscaba que fracasase la legislatura" desde el primer momento.

"Ha confundido la política con un juego de fútbol o baloncesto y a España, con una cancha". "Y ni la política es un juego, ni España una cancha de baloncesto. Esto es serio. Esto no había ocurrido en 40 años", ha criticado Feijóo, antes de plantear la necesidad de una reforma en la Constitución para evitar que se repitan situaciones de este tipo.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad