Manifestación en recuerdo del hincha del Deportivo, Francisco Javier Romero 'Jimmy'

Vuelco en el ‘caso Jimmy’, el hincha del Deportivo asesinado

La declaración de una testigo que habría oído alardear a los autores del asesinato reabre la causa por la muerte de Jimmy

Giro en el devenir de la causa por la muerte de Francisco Javier Romero, Jimmy, el hincha del Deportivo asesinado en Madrid en una pelea con ultras del Atlético. La Audiencia Provincial de Madrid ha decidido revocar el auto dictado en 2018 por el Juzgado de Instrucción número 20 que cerró la investigación por no existir indicios de criminalidad contra ninguna persona.

La causa se reabre en una pieza separada que investigará la muerte de Jimmy y las lesiones de otro aficionado del Deportivo que fue lanzado al río Manzanares, sin afectar a la pieza principal de la riña tumultuaria.

Es la segunda vez que la Audiencia reabre esta causa pues ya hizo lo mismo en junio de 2017 cuando pidió al anterior juez de instrucción que practicara nuevas diligencias de prueba que, una vez realizadas, condujeron a un nuevo cierre de la investigación a la espera de que los magistrados confirmaran o no esta decisión.

La testigo que evitó declarar por miedo

Ahora, la Audiencia Provincial ordena al juez instructor que realice una diligencia, la declaración a una mujer -solicitada por las acusaciones- que afirma haber oído a uno de los supuestos autores de la muerte de Jimmy alardear de ello y que figura en un oficio policial.

Resulta que esta mujer no quiso ir después a declarar a comisaría por temor a su seguridad pero tampoco la citó el juzgado ni se le ofreció protección para garantizar su declaración, explica el auto.

Dicen los magistrados que "se trata de una declaración testifical pertinente y relevante a los fines de la instrucción del procedimiento, ya que podría constituir una fuente de indicios con capacidad potencial de confluir con otras que ya constan en las actuaciones", que no es otro que el testimonio del que fuera testigo protegido en el procedimiento de menores e imputado en la riña, que apuntó a cuatro personas como los autores de la muerte.

Advierten de que "si la testigo declarase ante el juez en los términos que se consignan en el oficio policial, ello podría suponer una significativa corroboración de la declaración incriminatoria del investigado P.V.P." que su vez "podría trascender a otros investigados" a los que también implica este coimputado.

Tras cuatro años de investigaciones, el juez instructor cerró la causa porque dijo que el testimonio del coimputado no podía ser tenido como prueba de cargo ya que no prestó sus declaraciones bajo juramento y podía con su declaración buscar una exculpación.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad