El Rey emérito Juan Carlos I y el Rey Felipe VI| EFE

El BNG quiere sentar en el banquillo “a los Borbones”

El partido de Ana Pontón califica de “operación de imagen” la huida del rey emérito de España y pide investigar a fondo “la corrupción de la Casa Real”

El rey Juan Carlos abandona España, pero no evita la tormenta política detrás de su decisión, que hizo pública en uno de los meses menos ruidosos del año, agosto. El BNG, convertido en líder de la oposición al PP en Galicia tras las elecciones autonómicas, ha calificado como una “operación de imagen” la salida del país del monarca y ha afirmado que pone en evidencia que “el régimen español opta por seguir tapando y ocultando la corrupción real, a expensas de la verdad y de la democracia".

La formación que lidera Ana Pontón que se investigue "a fondo" la "corrupción de la Casa Real" y que se juzgue "a los Borbones" por sus actuaciones, "con todas las consecuencias penales y políticas".

Operación para salvar la monarquía

A juicio del partido nacionalista el anuncio de este lunes "responde a una previsible operación por intentar salvar la monarquía y, especialmente, para desvincular al rey Felipe VI de las negociaciones y de la imagen de corrupción del rey emérito" pese a las "múltiples evidencias" que, según señala, existen sobre que el "actual jefe del Estado estaba al tanto de la actuación de Juan Carlos I y de que se benefició de ella".

El Gobierno liderado por el PSOE de Pedro Sánchez, de hecho, destacó este lunes la “ejemplaridad” y la “transparencia” que representa la figura de Felipe VI. Sin embargo, el BNG entiende que "los múltiples escándalos que envuelven a los Borbones ya no son ocultables". Hace referencia a las investigaciones abiertas por las comisiones presuntamente cobradas de forma ilegal en relación al AVE a la Meca, cuestión que, entienden, "obligó al régimen a idear una operación de salvamento de la monarquía que dio un primer paso en marzo y da ahora el segundo".

Ana Pontón, portavoz nacional del BNG, hace su valoración de los resultados / E.P.

Ana Pontón, portavoz nacional del BNG

Una institución “anacrónica y antidemocrática”

El Bloque apunta que todo lo que está ocurriendo alrededor de la familia real "desacredita aún más" a una institución que, según asegura, "ya es de por sí anacrónica y antidemocrática". "No es posible sustentar que en una democracia el jefe del Estado es hereditario y vitalicio en lugar de ser elegido por los ciudadanos", apunta.

También recuerda que fue el dictador Francisco Franco quien nombró a Juan Carlos I como sucesor "a título de Rey”.

El BNG reafirma su compromiso democrático y republicano y lamenta que los partidos “que sustentan el régimen del 78 se empeñen en impedir la investigación parlamentaria sobre las actuaciones corruptas de los Borbones", pues entiende que están controlando la información y la investigación aunque suponga “legitimar socialmente la corrupción”.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad