Imagen de la concentración a las puertas de Alu Ibérica / Cedida

Crisis en Alu Ibérica: Riesgo critica la contabilidad de Alcoa

El nuevo dueño de Alu Ibérica carga contra la gestión de Alcoa y advierte de "prácticas contables cuestionables en los ejercicios de 2017 y 2018"

Nuevo capítulo en la crisis que atraviesan las plantas coruñesa y avilesina de Alu Ibérica, que el pasado abril cambiaron de manos, al vender el fondo Parter su mayoría a Grupo Industrial Riesgo. La venta fue el inicio de una profunda crisis ya que Alcoa, la dueña originaria de ambas factorías, acusó al fondo suizo de estar incumpliendo con la venta los acuerdos alcanzados hace un año, cuando le traspasó ambos activos. Precisamente por ese motivo, la multinacional americana decidió bloquear los pagos comprometidos que realizaba periódicamente y que tenían como objetivo ayudar a la reindustrialización de las plantas.

Riesgo ha pasado a la ofensiva y ha decidido analizar el estado contable de ambas factorías con un equipo externo de asesores. El grupo ha informado en un comunicado de la existencia “de prácticas cuestionables contables” en las cuentas de las plantas de Avilés y A Coruña correspondientes al ejercicio 2017-2018, es decir, cuando las empresas aún estaban bajo la tutela de Alcoa. En concreto, Riesgo apunta a dudas sobre la valoración real de ambas plantas en dichos ejercicios.

El valor en libros de las plantas de Alcoa

Cada una fue valorada aproximadamente en 13 millones de euros en los libros. Sin embargo, los antiguos gestores no imputaron la reestructuración anunciada en 2019 en dicha valoración, lo que significaría un valor menor de los 13 millones”, indican. “En la actualidad, los auditores están ‘atados de manos’ porque no han recibido respuesta ante esta duda planteada y no pueden realizar una valoración real de estos activos para el balance y las cuentas de 2019”, dicen en su comunicado.

“Los auditores han calificado de ‘preocupante’ estas prácticas contables cuestionables, así como han de la falta de claridad y transparencia por parte de los gestores anteriores. Ante ello, están analizando otras cuestiones de relevancia con respecto al ejercicio de 2019, con el objetivo de detectar todas las posibles irregularidades que existieran”, comentan los nuevos dueños de Alu Ibérica.

"Posibles irregularidades que se suman a las ya detectadas"

Ayer mismo, la nueva directiva de Alu Ibérica ya denunció otras irregularidades en la gestión anterior. Por su parte, el comité de empresa ha solicitado a la Xunta de Galicia y al Gobierno central que proceda a intervenir ambas plantas hasta que se aclare la situación contractual y los planes industriales tanto para A Coruña como para Avilés, en las que trabajan más  de 600 personas.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad