Mark Zuckerberg, fundador y dueño de Facebook. EFE/ED/archivo

Razones por las que Facebook puede finiquitar a Wallapop en menos de un año

stop

El marketplace de Facebook para vender objetos de segunda mano tiene a millones de clientes ganados y no necesita gastar millones en publicidad

en Madrid, 16 de agosto de 2017 (19:16 CET)

Frente a Wallapop ha surgido de la nada el peor de los enemigos. No necesita millones de euros para gastar en publicidad con el propósito de ganar masa crítica. Tampoco necesita anuncios de televisión en prime time ni exprimir la imaginación propia ni la ajena para obtener beneficio a un modelo de negocio que se plantea sobre la base de anuncios gratuitos.

Facebook acaba de anunciar el lanzamiento de Marketplace, herramienta con la que los usuarios de la red social podrán poner a la venta objetos de segunda mano. Es el primer gran competidor de Wallapop, la start up española que lleva más de cuatro años intentando rentabilizar un modelo que da pérdidas desde el día uno aunque ha logrado posicionarse como la primera empresa del sector a base de una inyección de dinero millonaria y constante.

Wallapop tardó cuatro años en comenzar a cobrar por sus servicios. Lo hace para dar mayor visualización a algunos anuncios. Pero el modelo dista de ser exitoso. Apenas el 1% de los anuncios han pagado una prima por obtener mayor visualización. La orden es que la compañía pueda elevar esa cifra hasta el 5% a finales del próximo año. Es un plan calmado, sin prisas.

Pero de repente, Facebook amenaza a la empresa española con un nuevo producto que llegará desde el primer día a unos 22 millones de españoles, es decir, a casi la mitad del país, incluyendo bebés y ancianos. Y además, tiene músculo financiero (casi infinito) y puede aguantar hasta hacer caer a la competencia.

Las alarmas han saltado en la sede de la compañía española, pero la cúpula pide calma. La empresa, los inversores y consultores externos están convencidos de que Wallapop no será aplastada por Facebook por la sencilla razón de que, tras cuatro años de operaciones, está posicionada como la primera compañía para vender cualquier tipo de objetos de segunda mano.

Primera en posicionamiento

Hasta los ladrones y delincuentes tienen en Wallapop su primera opción para vender prendas robadas en las tiendas, según dejó deslizar un alto responsable de Mango. “Wallapop está de número uno en el top of mind de los consumidores en la categoría”, explica un consultor tecnológico y experto en emprendimiento.

Esto quiere decir que, al pensar en vender o comprar en el mercado de segunda mano, la compañía tiene la marca más valorada y recordada. Pero esa cualidad no es ninguna garantía. La red social Hi5 también era número uno en América Latina. Fue desplazada y aplastada por Facebook en menos de dos años.

Wallapop aún no entra en equilibrio mientras que Facebook gana casi 10.000 millones de euros. ¿Quién ganará la batalla?

A pesar de no haber triunfado del todo en los Estados Unidos (terminaron siendo absorbidos por su competidor Letgo) y de no haber logrado aún su primer ejercicio en equilibrio, la compañía cofundada por Gerard Olivé y Miguel Vicente está valorada en unos 500 millones de euros y ha logrado rondas de financiación por encima de los 100 millones.

Pero junto a las cifras de Facebook, tienen poco que hacer. La firma de Mark Zuckerberg facturó el año pasado casi 10.000 millones de euros sólo en publicidad. Cuenta con recursos casi ilimitados para crecer y apostar por nuevos negocios. Los más optimistas entre los que apuestan por Wallapop tampoco descartan que, haciendo las cosas bien, puedan terminar en una alianza estratégica. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad