No sólo el precio: aumentan las estafas comerciales de las eléctricas

stop

Las asociaciones de consumidores afirman que reciben más denuncias de 'slamming', la técnica agresiva y fraudulenta para convencer a los usuarios que cambien de contrato con su compañía eléctrica

Los comerciales se presentan para prometer descuentos en la tarifa eléctrica. / Foto: Facua TV

Barcelona, 19 de febrero de 2017 (12:00 CET)

Con el incremento del precio de la luz en enero, también han aumentado los casos de estafas o de cambios de contratos que perjudican al usuario. Muchas compañías eléctricas subcontratan a agencias comercializadoras para atraer nuevos clientes, y algunas de estas recurren a trucos y argumentos que engañan a los consumidores.

Es la técnica conocida como 'slamming', una práctica fraudulenta que según denuncian desde Facua aumenta con cada noticia relacionada con el sector energético. Concretamente, consiste en la visita de comerciales a los hogares, en donde se presentan como representantes de las eléctricas –aunque sea de una empresa subcontratada-, e invitan a los usuarios a cambiar su contrato a otra compañía.

Para ello, solicitan que el residente le enseñe una factura, y les precisan qué ahorro podrían obtener si cambian de compañía. Con las subidas de las tarifas, uno de los argumentos para convencer es que si trasladan su contrato no se verían afectados por los aumentos de enero.

La insistencia llega a tal punto que muchos supervisores piden a sus empleados que pongan un pie en la puerta para evitar que el dueño de casa la cierre inmediatamente. "El sector eléctrico es uno de los más denunciados por los consumidores, está en cuarto lugar, por detrás de la banca", precisa Rubén Sánchez, portavoz de Facua.

Muchas veces no es posible evitar la visita de estos comerciales, porque entran en el edificio con la excusa que tienen que leer el medidor. Una vez que comienzan con su argumento de ventas, hay que evitar enseñarles la factura. "Se debe partir de que generalmente los comerciales vienen a engañar", sentencia Sánchez.

Cómo volver a la tarifa original

En caso de haber sido víctima de un cambio fraudulento de tarifa con un nuevo contrato, desde Facua recomiendan explicar a la compañía con la que se tenía un contrato que ha se ha sido víctima de estafa y solicitar volver al estado original.

Si la estafa viene por parte de un comercial de la misma compañía que se tiene contratada, se debe volver a pedir también el retroceso al contrato anterior.

En los casos en los que el usuario no ha firmado un contrato nuevo y ha sido víctima de una falsificación de su firma, la asociación de consumidores recalca que puede plantearse no pagar los meses en los que se le cobre una factura fraudulenta.

En el caso de que la factura se pague antes de contactar con la compañía o no se informe a tiempo al banco para que devuelva el recibo, la recomendación pasa por presentar una denuncia para acreditar que se ha cometido un fraude.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad