stop

Netflix utiliza sus algoritmos para predecir los gustos de sus clientes. Y con las futuras series interactivas esperan cambiar la relación con el usuario

Economía Digital

Los clientes del grupo Euskaltel dispondrán de un botón exclusivo en sus mandos para acceder de forma directa a los contenidos de Netflix

Barcelona, 25 de junio de 2017 (11:55 CET)

El uso de algoritmos para ofrecer productos personalizados y adaptarse a los deseos del consumidor no es patrimonio de Google, Amazon o Facebook. Netflix es una de las compañías que cuentan con un uso más inteligente del ‘big data’, o sea el estudio de un gran volumen de información para sus necesidades de marketing.

La plataforma de streaming de vídeo online no para de crecer. En 2016 consiguió llegar a 190 países y batió el récord de suscriptores a nivel mundial: actualmente el servicio supera ya los 100 millones de clientes en todo el mundo. En España, cuenta con 540.000 abonados, o sea, el 3,4% de los hogares españoles con acceso a internet; prácticamente el doble que en el ecuador del último ejercicio.

Una de las claves del éxito de Netflix es lo bien que conoce a sus clientes y lo intuitiva que es su plataforma en comparación con otras como HBO. El acierto en las recomendaciones, basadas en los gustos, se logra gracias a la gestión de algoritmos y metadatos que usa la plataforma. Cada vez que se ve una película o una serie o cuando se realiza una búsqueda previa se envía una serie de datos, como el tiempo de búsqueda, los resultados que tuvieron éxito o los que fueron descartados al poco tiempo, el día y las horas de conexión, etcétera. También analiza, de una serie determinada, cuántos capítulos se han visto continuados, cuántas pausas se realizaron, si el usuario prefiere ver películas o series, los idiomas de audio y subtitulado y los géneros más consultados.

Netflix: el éxito comercial de Narcos, House of Cards o Black Mirror se debe a la gestión de algoritmos y metadatos

El big data es clave para las estrategias comerciales

La plataforma también analiza los dispositivos desde donde se realiza la conexión, ya sea el televisor, ordenador, tableta electrónica, y cuáles son los navegadores favoritos.

Pero la gestión de este volumen de información no es sólo para satisfacer al usuario: Netflix también lo utiliza para detectar qué producciones pueden triunfar o fracasar antes de emitirse. El éxito comercial que ha obtenido con series como House of Cards, Stranger Things, Narcos o Black Mirror no es casualidad: los algoritmos están detrás de las decisiones.

El nuevo capítulo: las series interactivas

La nueva apuesta de Netflix es presentar series interactivas. Por ahora la prueba se limita a un título para niños llamado ‘El gato con botas: atrapado en un cuento épico’, y para julio se lanzará ‘Buddy Thunderstruck’, creada con la técnica del stopmotion, informa CNN.

Netflix lanzará series interactivas para niños, pero no sabe si el formato se podrá exporta a géneros para adultos

En algún momento de la serie, el usuario tendrá que elegir entre varias opciones para decidir cómo continúa la historia: aparecerán unas ventanas, y con el dedo (en el caso de un móvil o tableta) o el mando a distancia seleccionará una opción. Si en 15 segundos no se decide, la historia seguirá por su cuenta.

Si bien esto puede ser del agrado del usuario, los productores tendrán doble trabajo con la creación de desarrollos y finales diferentes. ““Todo esto fue nuevo. Desde cómo haces que sea eficiente escribir este tipo de historias con diferentes opciones, pues debimos de desarrollar un plano con seis diferentes decisiones y un centro donde se conectan, para al final tener al menos cuatro desenlaces”, dice Ryan Wiesbrock, creador de ‘Buddy Thunderstruck’.

Todavía Netflix no sabe si podrá exportar el formato a series para adultos. Por ahora las series infantiles serán el conejillo de Indias, y de acuerdo a los resultados, así como al análisis de los costos de producción, decidirán si lo exportan a otros géneros.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad