Google ultima su operadora de telefonía móvil virtual

stop

INICIO DE PRUEBAS CON DRONES

El vicepresidente de Google, Sundar Pinchai

en Barcelona, 07 de marzo de 2015 (21:05 CET)

El buscador de internet por excelencia, Google, ultima su irrupción en el mercado de las operadoras de telefonía móvil. Ya tiene claro el modelo que seguirá, el de operadora virtual, pero mantiene la fecha del inicio de operaciones como un secreto guardado bajo siete llaves. Pondrá el primer pie en Estados Unidos, su mercado nativo, y no tardará en llegar a todos los rincones del mundo. Su tarjeta de presentación es poderosa: el sistema operativo Android.

"Queremos mostrar a las operadoras que se puede innovar en conectividad", ha afirmado el vicepresidente del gigante de Montain View (California), Sundar Pinchai. Estas declaraciones han sentado como un jarro de agua fría en las direcciones de los grupos de telecomunicaciones tradicionales (según el argot que ellos mismos usan).

Reclamación de una normativa igualitaria

Los grupos con mayor trayectoria en el mercado de las telecomunicaciones (y con sus propios servicios virtuales) no han tardado en mostrar su recelo por el impacto que tendrá en las cuentas de resultados la lucha con un rival de la talla de Google.


Alertan, especialmente, del vacío legal que existe a nivel internacional ante la explotación de la telefonía móvil por internet. La prestación de servicios online hace añicos su modelo de negocio, cuya facturación combina tanto la voz como los datos.


El presidente de Telefónica, César Alierta, ha sido uno de los primeros que ha reclamado la regulación del sector. "Queremos que las reglas del juego sean iguales para todas las empresas, incluidas las operadoras online", manifestó en el marco del Mobile World Congress que se celebró la semana pasada en Barcelona.

Pruebas para conectar áreas rurales


Por ahora, Google ha pactado con empresas estadounidenses del sector como Sprint o T-Mobile para ultimar su irrupción en las telecomunicaciones.


Entre los planes que tiene el grupo para mejorar la conectividad se encuentra el proyecto Titan, que plantea la unión de los centros neurálgicos de las principales urbes y las zonas rurales a partir de drones.


Además, ya prueba prototipos de globos aerostáticos para desplegar una red de telecomunicaciones en áreas rurales de Nueva Zelanda.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad