stop

No todo son éxitos en la vida de Google. El gigante informático ha tropezado con diversas aplicaciones que no entusiasmaron a sus usuarios

Barcelona, 03 de junio de 2017 (13:55 CET)

Google también mete la pata. Aunque nadie puede negar la influencia mundial que han tenido su buscador en Internet, su servicio de correo Gmail o la practicidad de Maps, el gigante de Mountain View ha tenido grandes fracasos en su historia. Aquí se cuenta la poca puntería para conquistar las redes sociales, las herramientas para guardar y difundir fotografías o la inmersión en el mundo de la salud.

Picasa

De todos los servicios que Google ha cerrado este era uno de los más exitosos. Se trataba de una aplicación para gestionar las fotografías desde el propio escritorio del ordenador, permitía crear álbumes, editar las fotos e incluía funciones para compartirlas. La empresa echó el cierre en 2016, y la mayoría de las funciones que integraba han acabado formando parte de Google Photos, así que el material que los usuarios hayan subido todavía está en la web.

Google Answers

Uno de los pocos nichos que pudo salvar Yahoo de su naufragio es su sección de preguntas y respuestas. Google intentó copiar la idea con Google Answers, y se suponía que los usuarios podían ganar dinero, de dos a 200 dólares por sus explicaciones. Pero el éxito no acompañó, y en 2006 decidieron dar de baja el servicio.

iGoogle

En un principio se llamaba Google Personalized Homepage, y la idea era que cada usuario pueda configurar la página de inicio con servicios y gadgets del universo de Google, como los datos de clima, YouTube, noticias, etcétera. Pese a que tenía un éxito relativo, de a poco la compañía fue recortando las prestaciones y al final en 2013 clausuró el programa.

Google Labs

Los amantes de la tecnología no perdían oportunidad de ver qué se cocinaba en los fogones de Google Labs, programas y aplicaciones en fase beta que podían ser un éxito o un fracaso. Algunos han triunfado como Maps, Calendar o Docs, pero otros pasaban sin pena ni gloria. Al final, en 2011 Google decidió que a Labs también le había llegado su hora.

Google Wave

Durante dos años Wave intentó ganarse el lugar de la comunicación corporativa, pero no lo logró. Se trataba de un servicio que unificaba el correo electrónico con la mensajería instantánea, un foro y la posibilidad de compartir documentos. Era un prototipo de red social, pero resultaba poco práctico para la mayoría de los usuarios. En 2012 decidieron que no valía la pena mantenerlo.

Google Health

Este servicio permitía a los usuarios registrar su historial clínico a cambio de recibir cierta información, como posibles contraindicaciones entre medicamentos y alergias, un registro detallado de la salud siempre a mano, etcétera. Health estuvo envuelto en polémicas desde su nacimiento por aspectos como la posible vulneración de la privacidad de los usuarios o porque “alentaba” a la gente a no ir al médico y solo fiarse de sus datos. Al final, en 2013 dejó de existir.

Google Spaces

¿Por qué nadie quiere ser amigo de Google? Google+ nunca pudo ni siquiera desafiar a Facebook, y Spaces también patinó en su idea de crear una red social. La idea era crear grupos para entablar conversaciones y compartir contenidos, pero la aplicación pisaba el terreno de Google Allo o el chat de YouTube. Ni los usuarios se entusiasmaron ni Google lo promocionó como debería, así que el ‘no va más’ le llegó en febrero de este año.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad