La policía de Chicago recurre al análisis de big data para organizar sus controles y patrullas.

Cómo el big data logra que la policía reduzca los crímenes un 33%

stop

La policía de Chicago logra disminuir los crímenes con armas de fuego un 33% gracias al cruce de datos y el fichaje de sospechosos por su grado de peligrosidad

Barcelona, 12 de agosto de 2017 (17:29 CET)

La policía de Chicago usa diversos programas predictivos para combatir el crimen, capaces de prever dónde ocurrirán los tiroteos y quienes estarán envueltos, para que los agentes pueda detener el altercado antes de que suceda. Esta mezcla de big data y acción policial les ha llevado a reducir hasta en un 39% los tiroteos en la ciudad.

Chicago se encuentra entre las ciudades con los índices de criminalidad más altos de todo Estados Unidos, una situación que ha llevado a la policía a recurrir a la tecnología que emplea grandes cantidades de datos y algoritmos para disminuir su incidencia, informa Reuters.

HunchLab es uno de esos sistemas. Funciona con una gran base de datos que cruza información de lugares públicos y privados con datos del tiempo, la situación socioeconómica y la actividad criminal del barrio. Todos estos datos son representados en mapas digitales que pueden ser utilizados por los policías para patrullar mejor una zona.

Otra de las herramientas implantadas es la base de datos Strategic Subject's List, capaz de medir la peligrosidad de varias personas, mediante el análisis de ocho factores entre los que se encuentran la afiliación a bandas callejeras y arrestos anteriores. De esta forma, el programa puede clasificar a los individuos, ya fichados, en una escala de peligrosidad del 0 al 500.

Un programa analiza el grado de peligrosidad de los barrios y los últimos delitos para organizar las rondas de las patrullas

El último de los sistemas utilizados por la policía de Chicago para reducir la violencia en la ciudad ha sido desarrollado por la empresa ShotSpotter Inc. Gracias a la instalación de sensores auditivos en diferentes barrios, este programa permite conocer a los oficiales si ha habido un disparo y su localización aproximada, pese a que no se haya reportado nada a las autoridades. No se ha desvelado, sin embargo, cuántos sensores de este tipo hay instalados en la ‘ciudad de los vientos’.

"La comunidad empieza a ver un cambio real en cuanto a la violencia", ha declarado el comandante del séptimo distrito, Kenneth Johnson, al medio citado. Según los datos aportados por la policía, los tiroteos se han reducido en un 39% en el séptimo distrito de Chicago, mientras que la cifra de asesinados en la misma zona ha caído en un 33%.

Los tiroteos bajaron casi un 40% en el distrito más peligroso de Chicago

Otros distritos que han probado las herramientas han conseguido reducir sus cifras en un 15% y un 29%. No obstante, desde el cuerpo de policía recuerdan que tan solo se tratan de herramientas y "en ningún momento sustituirán a los policías", según el jefe de Servicios Técnicos de la Policía de Chicago, Jonathan Lewin, en declaraciones a Reuters.

El uso de estas tecnologías predictivas es similar al logaritmo desarrollado por unos jóvenes británicos, que mediante el análisis de los mensajes en Twitter se puede intuir si una manifestación pacífica fue desembocar en incidentes y enfrentamientos con las fuerzas de seguridad.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad