Detención de la Policía Nacional. E.P.

Un fraude por cobro de pensiones de fallecidos impacta en Galicia

La Policía Nacional destapa una red fraudulenta de 6 millones de euros cuya investigación afecta a 21 provincias, entre ellas A Coruña, Pontevedra y Ourense

Agentes de la Policía Nacional, en colaboración con la Secretaría de Estado de la Seguridad Social, han destapado un fraude de más de 6,3 millones de euros realizados mediante el cobro indebido de pensiones de personas fallecidas durante el pasado 2019. La investigación salpica a 21 provincias españolas, entre ellas, tres gallegas: A Coruña, Ourense y Pontevedra.

Los agentes han arrestado a 11 de las 36 personas que han sido identificadas como presuntas responsables de un total de 55 delitos contra la Seguridad Social, estafa, falsedad documental y apropiación indebida, según informa la Dirección General de la Policía.

Más de una veintena de provincias

Las actuaciones se han llevado a cabo a lo largo del pasado año en 21 provincias. Además de las tres gallegas, el operativo se ha desarrollado en Álava, Alicante, Almería, Asturias, Barcelona, Cáceres, Cantabria, Córdoba, Girona, Huelva, Las Palmas, Madrid, Málaga, Murcia, Santa Cruz de Tenerife, Sevilla, Valencia y Zaragoza.

Las investigaciones comenzaron al recibirse varias denuncias de hechos similares en diferentes puntos del país. La mayoría de los implicados en el beneficio de estas cuantías abonadas de forma ilícita eran personas cercanas a los fallecidos, como hermanos, hijos, nietos y sobrinos, pero también maridos, esposas, yernos y exparejas.

No todos los responsables identificados han podido ponerse a disposición de la autoridad judicial ya que algunos han fallecido, están enfermos graves o se encuentran en avanzado estado de edad. Otros se encuentran residiendo en Alemania, Chile, Ecuador, Estados Unidos, Francia, Suiza y Venezuela.

Casi 4 millones recuperados

Esta operación ha supuesto un reto organizativo para los investigadores. Se han analizado 12.586 abonos indebidos, 75 cuentas bancarias, 23 casos con más de 100.000 euros defraudados, 40 pensiones que superaban los diez años de ingresos ilícitos, 22 fallecimientos ocurridos antes del año 2000 y 11 muertes de pensionistas españoles ocurridos en el extranjero.

Gracias a los mecanismos establecidos legalmente, hasta el momento se han podido recuperar 3,8 millones del total defraudado, han apuntado fuentes policiales.

Actrices y suplantación

La Dirección General de la Policía ha destacado el caso de una mujer que con el fin de conseguir acceso a la cuenta bancaria de su madre fallecida cuatro años antes no dudó en acercarse al banco con otra persona que suplantó la identidad de su progenitora. De esta manera, consiguió el acceso al dinero mediante la falsificación de la firma de la titular de la cuenta.

La implicada se benefició de más de 200 disposiciones en efectivo, que han supuesto un fraude al Instituto Nacional de la Seguridad Social de más de 74.000 euros, abonados durante los más de 20 años de forma indebida.

 

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad