Sondaxe sitúa a Feijóo a un escaño de perder la mayoría absoluta

stop

AGE y BNG sumarían tres diputados más para la izquierda, donde el PSdeG sigue cotizando a la baja

20 de octubre de 2013 (12:10 CET)

Un año después de las elecciones autonómicas de 2012, el Partido Popular conservaría la mayoría absoluta, pero por un margen muy ajustado. La holgada victoria lograda por el equipo de Alberto Núñez Feijóo entonces, con el 45,8% de los votos y 41 escaños, tres por encima de los que necesitaba para gobernar en San Caetano sin temor a un tripartito de la izquierda, ha quedado reducida a un triunfo por la mínima. El barómetro político de Sondaxe, publicado este domingo por La Voz de Galicia, otorga a los populares 38 escaños, tres menos de los que obtuvo hace un año.

Esa cifra es la línea roja. Por debajo de ella, los partidos de la izquierda, que han recuperado el terreno perdido en los últimos 365 días, sumarían más diputados. Según la estimación de Sondaxe, el PP habría perdido en este periodo un escaño en la provincia de A Coruña, otro en Lugo y un tercero en Pontevedra. Solo mantendría su posición en tierras ourensanas.

AGE sigue al alza


Mientras, en el lado izquierdo del reparto, la dinámica es parecida a la de las últimas elecciones, con la salvedad de la recuperación del BNG, ahora con Xavier Vence como portavoz nacional. La formación frentista obtendría un escaño más por A Coruña, después de perder cinco en las últimas elecciones.

El gran beneficiado del retroceso del PP sería, sin embargo, AGE, la sorpresa de los pasados comicios, que confirma su tendencia alcista. La coalición liderada por Xosé Manuel Beiras (Anova) y Yolanda Díaz (Esquerda Unida) obtendría cuatro escaños más, subiendo en todas las provincias y colocando 13 diputados en el Parlamento, frente a los nueve actuales.

Rebaja los resultados de la izquierda el PSdeG, inmerso en un proceso de renovación que acaba de fraguar con Gómez Besteiro como secretario xeral, el líder más valorado después de Feijóo según Sondaxe. Los socialistas, que sufrieron un descalabro en las últimas elecciones (siete escaños menos), perderían de nuevo dos escaños, uno en A Coruña y otro en Ourense.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad