Rueda a los preferentistas: “no adquiriré un compromiso porque me rodeen”

stop

Un grupo de afectados piden al vicepresidente de la Xunta una solución

El grupo de personas que esperaba a Rueda | E.P.

15 de febrero de 2014 (19:56 CET)

Acto ajetreado para el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, que se encontró con un grupo de una decena de personas formado por afectados por preferentes y emigrantes retornados cuando asistía a la inauguración de la jornada Camiño Portugués a Santiago de Compostela, una actividad para fortalecer el nexo de unión de la ruta Xacobea entre Galicia y Portugal.

Tanto los afectados por preferentes como los retornados, que han sido multados por Hacienda por no declarar pensiones en el extranjero, han solicitado al conselleiro de Presidencia el compromiso de la Xunta para resolver sus problemas. Rueda escuchó durante 20 minutos sus argumentos y replicó que no va a adquirir un compromiso porque lo "rodeen", pero que los convocará a una reunión cuando crea que "puede servir para poderles decir algo que sea de utilidad".

“¿Dejan al señor ministro que nos corte la cabeza?”

La escena quedó grabada en un vídeo que la propia plataforma de afectados ha remitido a los medios. El vicepresidente de la Xunta asegura que “ese compromiso ya estaba" ante el grupo. Además, apunta que se "está trabajando también" para que los afectados por productos financieros complejos puedan recuperar su dinero.

Una de las personas, que es identificada como antigua responsable de una pedanía por el PP, se dirige en primer lugar a Rueda par preguntarle si "tiene pensado echar una mano" a los emigrantes retornados". "¿Dejan al señor ministro que nos corte la cabeza porque sí?", le recrimina y pide que todos los gallegos sean cortados "con la misma tijera". "Es peor que si me dieran dos bofetadas", añade.

Normativa “engañosa”

Otros de los presentes se dirigen también al vicepresidente, ante el que critican las multas impuestas a algunos de los participantes en protestas por las preferentes y reclaman al PP "cambiar la ley" para resolver los problemas de los emigrantes retornados.

Hay sentencias que reconocen que la normativa era "engañosa", recuerda una mujer.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad