Renfe reestructura la Media Distancia sin confirmar los servicios suprimidos

stop

Mejoran las conexiones con Madrid, se reducen en el rural gallego

Uno de los trenes de Renfe

01 de junio de 2013 (20:37 CET)

Renfe iniciará este domingo la reestructuración de sus servicios de Media Distancia en Galicia, aunque no ha concretado qué supresión de servicios se llevará a cabo. De hecho, el único dato oficial ha sido aportado por el conselleiro de Medio Ambiente, Territorio e Infraestruturas de la Xunta, Agustín Hernández, que apunto en el Pleno del Parlamento autonómico que se suprimirían 72 frecuencias.

En un comunicado de prensa emitido este viernes, Renfe ha señalado que el día 2 de junio se pondrán en marcha "modificaciones del servicio ferroviario" que "afectan a algunas relaciones" de Media Distancia en Galicia. Estas modificaciones se producen dentro del Plan de Racionalización de servicios ferroviarios de Media Distancia convencional en Galicia. Según Renfe, el plan "garantiza en todo momento el derecho a la movilidad de los ciudadanos".

Enlaces afectados


Tal y como recoge la entidad, el servicio A Coruña-Ferrol "ajustará las frecuencias" a partir del próximo lunes 3 con los trenes de larga distancia, y además se permitirá utilizar títulos de media distancia habilitados para ello.

Las relaciones A Coruña-Lugo-Monforte y Vigo-Ourense "mantienen las mismas oportunidades de viaje que antes gracias a las sinergias con trenes de Larga Distancia". Entre Ourense y Monforte se incrementan las opciones de viaje, han asegurado.

Mejor conexión con Madrid


Por su parte, la relación Santiago-O Carballiño- Ourense ajusta sus frecuencias por línea convencional y mantiene la misma oferta por alta velocidad, con trenes Avant.

En contraposición, según ha informado Renfe, la compañía aumentará las conexiones con Madrid. De hecho, estrenará un servicio Alvia diario en ambos sentidos entre Lugo y Ferrol con Madrid y creará una segunda frecuencia diurna desde A Coruña, Ferrol, Ourense, Pontevedra, Santiago, y Vigo con la capital de España.

La alternativa del autobús

El conselleiro de Medio Ambiente, Territorio e Infraestruturas, Agustín Hernández, fue el único en ofrecer una cifra oficial sobre las supresiones, esta misma semana, en el pleno del Parlamento autonómico, donde cifró en 72 el número de frecuencias que se suprimirían con el "ajuste" derivado de una búsqueda de la "eficacia y la eficiencia".

Además, el titular del departamento autonómico se mostró contrario a continuar subvencionando "la cuenta de resultados de Renfe" y servicios deficitarios, después de 16 años en que la Xunta de Galicia ha venido haciéndolo con el resultado de "mayores costes" y un mantenimiento de los bajos niveles de demanda.

Con todo, comprometió que el Gobierno gallego buscará la forma de garantizar la movilidad de todos los ciudadanos mediante medios públicos de transporte alternativos como el autobús.

Malestar entre los sindicatos


Frente a estos razonamientos, la oposición en Galicia --PSdeG, AGE y BNG-- ha denunciado la "marginación" a la que se verán obligados "miles de gallegos" tras el "desmantelamiento" de la media distancia que, a su juicio, arranca este domingo. Al respecto, han acusado de "actitud cómplice" y "colaborador necesario" al Gobierno de Galicia con respecto a las decisiones de Madrid.

Del mismo modo, el Sindicato Federal Ferroviario de la Confederación General del Trabajo (CGT) ha rechazado "los recortes del Ministerio de Fomento", pues, en su opinión, "suponen una importante reducción de servicios ferroviarios para Galicia, especialmente para zonas rurales más aisladas de la Galicia interior, donde los pueblos y aldeas tendrán aún menos servicios de los ya de por sí menguados servicios públicos".

La central no entiende "que se eliminen paradas en estaciones, ya que hasta ahora estas estaciones con poca demanda tienen las paradas facultativas, de tal forma que si no hay viajeros el tren ya no para, por lo que el ahorro de dinero y tiempo es mínimo". Al respecto, ha cifrado en 3.712 los viajeros que se verán afectados por utilizar terminales en las que dejarán de parar los trenes de media distancia.

28.000 pasajeros sin servicio

También ha censurado la CGT "que se reduzca el servicio a uno al día por sentido en las 24 estaciones que no llegan a cinco viajeros al día". Ello llevará consigo, ha denunciado, que vean reducidos los trenes a dos servicios diarios estaciones como Cambre (actualmente con 14 servicios), Cecebre (12), Cesantes y Neda (con 8), Sela, Pousa-Crecente y Pontevedra-Universidade (con 6), Canabal (4) y Os Peares (3), entre otras.

El sindicato ha avisado de que la demanda se reducirá "aún más" en relación con los 28.217 viajeros que, según las cifras que aporta, utilizaron estas estaciones.

El concepto de 'servicio público'

Por su parte, el comité provincial de Adif en Ourense, en pleno extraordinario, aprobó una resolución en la que muestra el "más enérgico rechazo" a cualquier supresión de servicios ferroviarios en Galicia, "y en particular en la provincia de Ourense".

Este comité ha manifestado su apoyo y "exigencia de que todas las relaciones ferroviarias de Media Distancia" de la comunidad "sean declaradas como obligaciones de servicio público".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad