PSOE y PP rediseñan los presupuestos de Xulio Ferreiro

stop

Las cuentas de 2016 se aprobaron inicialmente con los votos a favor de Marea Atlántica y de los socialistas, y la abstención del PP

Marea Atlántica sacó adelante las cuentas de 2016 con el apoyo del PSOE

01 de abril de 2016 (17:20 CET)

Xulio Ferreiro consiguió sacar adelante de forma inicial los presupuestos de A Coruña para 2016 con los votos de Marea Atlántica y PSOE y la abstención del Partido Popular. Sin embargo, al final de la sesión del pleno de este viernes, el alcalde no parecía contento, sino todo lo contrario. Acusaba a los dos principales partidos de la oposición de haber orquestado "una moción de censura encubierta".

Y es que el documento que finalmente se aprobó no es el que Ferreiro ni los suyos querían, ya que tanto el PP como los socialistas introdujeron una serie de enmiendas en las que se apoyaron mutuamente. El portavoz municipal del PSOE, por su parte, atribuyó esta circunstancia a "una coincidencia".

Enmiendas

Los socialistas propusieron en el pleno dar de baja partidas por valor de 2,3 millones de euros, en su mayoría destinadas a publicidad, propaganda o extenalización de servicios e introduce la finalidad a todas las partidas genéricas, cuyo valor asciende a cinco millones de euros. La enmienda de Marea prevé que los fondos que se obtengan de los desajustes económicos de las propuestas de la oposición se destinen a la partida para servicios sociales.

Por su parte, las enmiendas que introdujo el PP consisten en restablecer los convenios con todas las entidades que en 2014 se habían beneficiado de ellos, incluir inversiones en polideportivos y modificar las bases de ejecución del presupuesto. También incluye rebajas en las partidas de crédito previstas para turismo y fiestas.

Intento de bloqueo

Ferreiro intentó por todos los medios impedir que estas enmiendas saliesen adelante, incluso llegó a ofrecer al PSOE "la última oportunidad de salvarse" si lo impedía. A cambio, Marea votaría a favor de todas las modificaciones planteadas por los socialistas.

La concejala del BNG incluso fue más allá y pidió que se suspendiese el pleno, al no contar las propuestas de PP y PSOE con los informes pertinentes para someterlas a votación. Ante la negativa del regidor, optó por abandonar el pleno.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad