'Pokemon', la única investigación que tumba alcaldes

stop

Aunque hay más casos que han imputado a regidores, solo este ha derivado en dos dimisiones

Francisco Rodríguez anuncia su dimisión como alcalde de Ourense

18 de febrero de 2013 (21:29 CET)

Aunque la Operación Pokemon, que investiga supuesto tráfico de influencias en el mundo municipal, copa las portadas de todos los medios, en los últimos años, Galicia ha visto como la justicia emprendía otras muchas actuaciones que también pusieron a alcaldes en el punto de mira. Sin embargo, las imputaciones a regidores no acostumbran a derivar en su dimisión.

Hasta ahora, Pokemon semeja la única investigación judicial capaz de tumbar alcaldes, y para eso, no a todos los que imputa. Desde que arrancó la investigación que dirige la jueza Pilar de Lara Cifuentes, dos regidores se han visto obligados a dejar sus puestos. Francisco Rodríguez, exalcalde de Ourense por el PSOE, y Adolfo Gacio, quien gobernó bajo las siglas del PP el municipio coruñés de Boqueixón durante más de 20 años. Imputados en la trama aunque todavía con el bastón de mando en la mano, están Ángel Curras (Santiago de Compostela), Argimiro Marnotes (O Carballiño) y Xosé Clemente López Orozco (Lugo).

15 regidores con mancha


Sin embargo, en la actualidad en Galicia hay hasta 15 regidores municipales imputados en algún caso de supuesta corrupción o relacionados con alguna investigación judicial. Los 15 se reparten únicamente en PP y PSOE, por otro lado, las formaciones que gobiernan de forma mayoritaria en los municipios gallegos. Lejos de la Pokemon, tan solo el anterior alcalde de Santiago, Gerardo Conde Roa, dejó su puesto tras ser imputado en un delito de fraude fiscal.

Con el permiso de Conde Roa, otro de los casos más sonados de los últimos años fue el de la Operación Orquesta, que estalló a menos de tres meses de las municipales de 2011. Esta supuesta trama de adjudicación irregular de obras se saldó con la imputación de tres alcaldes: el de Fisterra, José Luis Traba (PP), el de Mazaricos, José Manuel Santos (PP), y el de Cee, el independiente Ramón Vigo, que salió de la Alcaldía mediante una moción de censura. Los tres, a pesar de su imputación, concurrieron en las listas municipales y consiguieron revalidar su puesto.

Imputados

Además de los antes expuestos, los regidores de Oleiros, Corcubión, Muxía, Barreiros, Portas, O Pino, Abegondo, Lugo, Muras, Santiago, Pedrafita y O Carballiño están relacionados con alguna investigación judicial y ninguno de ellos abandonó su cargo por este motivo. Tan solo el mandatario local de Portas, Roberto Vázquez, acusado de un supuesto delito fiscal, salió de la disciplina del PP en 2012.

En los últimos meses, la justicia también ha desestimado la imputación de otros dos alcaldes: el de Camariñas y el de Tui.

Cuestión de estatutos


Estos días, en los que la oposición local en Santiago de Compostela pide la dimisión del alcalde Currás, el PP recuerda que sus estatutos marcan que un dirigente solo debe poner su cargo a disposición de partido cuando se le imputen medidas cautelares en el marco de una investigación, cosa que no ha ocurrido.

En el PSOE recuerdan que la dimisión de Francisco Rodríguez, exalcalde de Ourense, vino motivada precisamente por la fianza que se le impuso. “No es ético ni da buena imagen que el alcalde de una ciudad esté en libertad bajo fianza, por eso se actuó en ese caso”, informan fuentes socialistas.

Las urnas no castigan


Los regidores no solo no acostumbran a dejar sus cargos ante las investigaciones judiciales si no que, además, no suelen ser castigados en las urnas por estos temas. En el caso de los alcaldes imputados en la Orquesta, todos revalidaron sus cargos aún a pesar de que el escándalo saltó casi en plena precampaña municipal.

Esa es otra de las diferencias con la Operación Pokemon. Cuando aún faltan más de dos años para las próximos comicios locales, en el PP temen que la situación que vive el ayuntamiento compostelano derive en la pérdida de la Alcaldía, a la que llegaron, por primera vez en la historia municipal, en 2011.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad