Podemos: "El problema de Galicia no tiene que ver con su identidad"

stop

Carolina Bescansa se desmarca de los candidatos a la secretaría xeral del partido en la comunidad y evita el debate identitario porque el importante es "el económico"

Carolina Bescansa

A Coruña, 07 de febrero de 2015 (19:51 CET)

Podemos empieza a andar en Galicia y pronto elegirá a su secretario xeral en la comunidad. Recientemente, cuatro candidatos se pronunciaron abiertamente en la edición gallega de El Pais sobre la realidad diferenciada de Galicia y sobre su carácter de nación dentro de España.

Eran Breogán Riobóo, de Claro que Podemos; Susana Fernández, de Galicia Pode; Ana Sánchez, de Podemos cambiar Galicia; y el candidato independiente, Xaime Castaño. Alguno de ellos también manifestó su intención de participar en la manifestación de Queremos Galego de este domingo en defensa del idioma propio.

La postura en Madrid es distinta. Podemos rehúye el debate, lo que le ha provocado críticas, por ejemplo, en Cataluña. Su postura ha sido criticada por ambiguedad ante el debate soberanista. En Galicia no existe esa tensión, pero la respuesta es la misma. Carolina Bescansa, secretaria de Análisis Político y Social de Podemos, aseguró que que el carácter nacional de Galicia es "algo resuelto para la inmensa mayoría de la sociedad gallega", y que "lo que hay que resolver el problema económico", sin aclarar cuál era su postura.

Programa propio para Galicia

Bescansa, gallega y cofundadora del partido, insistió en que "el problema fundamental de Galicia no tiene que ver con su identidad cultural".

Podemos no moverá su discurso más allá de la confrontación entre la nueva política, "el gobierno de la gente", y la vieja política, la del bipartidismo.

Son las armas que exhibe en Galicia. Podemos quiere competir en las próximas autonómicas con papeleta propia y asegura que habrá un programa específico para la comunidad. Se rumoreó en su momento que podría elaborarse un marco común para todas las autonomías, pero Bescansa lo ha descartado. Este programa político "tiene que ver con el resultado de la interlocución con las organizaciones de la sociedad civil", zanjó.

Después de Monedero, "seré la próxima"

Finalmente, en relación con las informaciones que afectan a miembros de Podemos sobre presuntas irregularidades en sus ámbitos profesionales o en sus obligaciones tributarias, Carolina Bescansa ha atribuido esos "ataques" a una "campaña de desprestigio" iniciada el pasado 26 de mayo, tras la sorpresa de Podemos en las elecciones europeas. Es el mismo discurso que han transmitido los líderes del partido.

A su juicio, esos ataques se dirigieron primero contra el proyecto político de esta formación, y luego, uno a uno, contra sus cabezas visibles (Pablo Iglesias, Íñigo Errejón y Juan Carlos Monedero), por lo que ha augurado que será "la próxima".

"Yo estoy preparada, pero los que de verdad tienen que estar preparados son los futuros secretarios generales en las comunidades Autónomas, los secretarios locales en los Ayuntamientos... porque esto es una campaña colectiva contra una propuesta que les viene a decir a los partidos del régimen que se les acabó el chollo", ha proclamado.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad