Objetivo: jóvenes mejor preparados

stop

NUEVA REFORMA LABORAL

El presidente Zapatero en la última sesión de control al Gobierno

25 de agosto de 2011 (19:39 CET)

Este viernes el Consejo de Ministros se reúne para aceptar un nuevo decreto-ley que incluye medidas como el encadenamiento de contractos temporales y ampliar la edad de los jóvenes con acceso a contratos de formación hasta los 30 años, entre otras. Es la segunda modificación laboral que se realiza en el tramo final de la legislatura para hacer frente a la difícil situación económica que vive el país. Sin embargo, antes de su aprobación formal las nuevas medidas propuestas por Zapatero ya han recibido muy malas críticas.

Tal como pasó con el primer plan de reactivación de la ocupación, sindicatos y patronales aseguran que las medidas no van en buen camino. Afirman que son poco prácticas, sobre todo con uno de los sectores que más preocupan: los jóvenes desempleados. Con poca formación y un pasado que muchas veces va ligado a experiencias laborales sólo en la construcción, donde las expectativas no son muy altas, su futuro es el que más dolores de cabeza propicia a los políticos españoles.

Los sindicatos consideran que los movimientos que se han hecho hasta la fecha en esta dirección no están bien enfocados. “Las últimas reformas lo único que hacen es aumentar la temporalidad de los contratos”, ha afirmado desde CCOO de Catalunya Aina Vidal, “resulta cínico y poco adecuado”. La portavoz del sindicato ha sido la responsable de presentar este jueves una radiografía que han hecho a los más jóvenes en edad y disposición de trabajar.

Asimismo, ven como en el nuevo plan de dinamización de la ocupación sólo pone el acento en el tiempo en que una persona puede tener “una relación laboral precaria” en una empresa. “El 94% de los jóvenes de 30 años que se encuentran trabajando lo están con un contrato temporal por lo que esperábamos que el Gobierno creara un tejido económico más estable". “Lo que ha hecho el Ejecutivo socialista no funciona”, sentencia.

Más estudios


Frente al nuevo panorama al que se enfrentan los jóvenes, desde el sindicato proponen apostar por la formación. Una solución que tiene sus efectos a más largo plazo pero que, según apuntan, será más efectivo. Se trata de una de las diez sugerencias que han hecho llegar a la Moncloa para que los socialistas “piensen y rectifiquen”.

Además de mejorar y poner facilidades para que los jóvenes retomen sus estudios, CCOO de Catalunya pide que se supere el modelo de prácticas y becas actual que domina la contratación de este segmento de población. También reclama que se “retire” la reforma laboral de enero.

“Ya no estábamos de acuerdo con la primera modificación que alargó la edad de los contratos de formación hasta los 25, porque entendemos que lo normal sería hasta los 21 o 22 años”, incide Vidal. “Se está llevando a cabo una medida que precariza el mercado de trabajo y desvirtúa el sentido de este contrato”.

Dualidad en el mercado de trabajo


A la postura de los sindicatos catalanes se une la visión de Foment del Treball, que tacha las nuevas medidas de “provisionales y coyunturales”. Asimismo, fuentes de la institución han asegurado a Economía Digital que “no solucionan el problema de la dualidad de nuestro mercado de trabajo entre contratos fijos y temporales”. Según han defendido, esta es una de las principales lacras del sistema español.

Por lo que respecta a los contratos de formación, Foment recalca que la actual regulación “nunca ha funcionado satisfactoriamente”. Considera que este camino es “poco atractivo para las empresas”.

Más oferta de Formación Profesional

Otra de las Administraciones que intentan mover ficha para que los jóvenes tengan más oportunidades de entrar en el mercado laboral es la Generalitat. En el marco de sus competencias intenta diseñar un nuevo modelo de Formación Profesional (FP) que sea "más atractivo", según fuentes de la Conselleria d'Educació. Eso sí, no han detallado cuando van a tirar adelante este lavado de cara al modelo vigente. 
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad