Monti aprueba el plan de ajuste y endurece el sistema de pensiones

stop

ITALIA

El nuevo PM italiano abandona el palacio del presidente Napolitano

04 de diciembre de 2011 (22:11 CET)

El primer ministro italiano ha anunciado la aprobación en el Consejo de Ministros del paquete de medidas económicas y presupuestarias de emergencia que, según sus palabras, servirán para salvar a Italia.

"Este paquete de medidas debe salvar Italia. Lo pueden llamar decreto salva-Italia", ha afirmado Monti en rueda de prensa tras la reunión de urgencia del Gobierno, que ha durado más de tres horas. En palabras de Monti, estas medidas "pretenden garantizar la equidad, el crecimiento y la consolidación de nuestras finanzas públicas". Con ellas, Italia "dará un gran paso adelante".

El objetivo es la "distribución de los sacrificios con equidad". "Queremos que Italia se sienta orgullosa, que los italianos no se sientan burlados", ha apostillado, según recoge la agencia de noticias italiana AGI.

El primer ministro ha destacado además que la lucha contra la evasión fiscal "es una prioridad del Gobierno", lo que también implica que no se recurrirá a ningún tipo de amnistía fiscal.

Retraso de la jubilación

Entre las medidas aprobadas en este decreto de corrección de las cuentas públicas está retrasar progresivamente la edad de jubilación, que se basará en un sistema contributivo para todos los trabajadores.

La ministra de Trabajo, Elsa Fornero, ha explicado que el principio fundamental es que los trabajadores que se jubilen antes, recibirán menos pensión. Además, ha concretado que la edad de jubilación mínima será de 66 años para los hombres y de 62 para las mujeres, una cifra que se situará igualmente en los 66 años para mujeres en 2018.

A partir del 1 de enero de 2012 los trabajadores deberán tener al menos 42 años cotizados para poder recibir una pensión de jubilación completa. Si la cifra es menor, se penalizará económicamente.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad