Martiño Noriega: "La marca para las elecciones será En Marea"

stop

El alcalde de Santiago señala que los tiempos para cerrar la candidatura son "muy limitados", lo que les aboca a ser operativos y resolutivos

Martiño Noriega, alcalde de Santiago

en A Coruña, 11 de julio de 2016 (13:49 CET)

En Marea será el nombre de la candidatura de confluencia para las elecciones gallegas. Al menos así lo considera el alcalde de Santiago, Martiño Noriega, quien asegura que existe "un consenso amplio" para que sea la marca con la que se vaya a las elecciones autonómicas.

"En Marea está muy consolidada y la gente sabe que es un proceso plural y no de pensamiento único, y, en este sentido, no va a haber ningún tipo de problema", ha remarcado el regidor de la candidatura de confluencia Compostela Aberta, quien ha destacado como positivo la respuesta que ha recibido de partidos políticos y de la propia asamblea de Mareas en Común.

No obstante, Noriega ha dejado claro que "otra cosa es que se importen metodologías de las mareas municipalistas y líneas programáticas para el debate", como son las del espacio político de Mareas en Común. Los tiempos son "muy limitados", asegura, pero con la marca ya encaminada, todos los esfuerzos se centrarán en "poner en marcha el proceso en su fase final".

Sin margen para contradicciones

Preguntado por si teme contradicciones, lo ha descartado. "No porque, tal y como va caminando el calendario, poco margen queda para que existan contradicciones. Estamos abocados a ser operativos y resolutivos, a poder compatibilizar los procesos de las mareas", ha sentenciado.

"Más allá de las opiniones personales, de lo que me quedo el fin de semana es en el retorno de las organizaciones políticas y del espacio de Mareas en Común" a las propuestas de los alcaldes, ha señalado antes de asegurar que "verdaderamente se comparte esta hoja de ruta para poder tener una cronología, un programa y un procedimiento para elegir al candidato".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad