Mapa antirrobo: los objetivos favoritos de los ladrones de casas gallegas

stop

Mos, Salvaterra de Miño, Bergondo o Tomiño son las zonas con más probabilidades de robo, según un informe de la patronal de las aseguradoras Unespa

Viviendas

en A Coruña, 05 de julio de 2016 (17:45 CET)

Los ladrones en Galicia prefieren trabajar en verano. En una comunidad donde la media de robos en viviendas es sensiblemente inferior a la de las regiones más pobladas, la época estival concentra la gran mayoría de incidentes, concretamente, los meses de julio y agosto. En España, en cambio, son febrero y marzo los meses que suelen elegir los cacos para desvalijar viviendas.

Son algunas de las conclusiones del estudio realizado por la patronal de las aseguradoras Unespa a partir de los datos extraídos de 450.000 viviendas gallegas que tienen contratado algún tipo de seguro. El informe indica que las ciudades de Vigo y A Coruña, las más pobladas, concentran una cuarta parte de los robos, con un 13,78% en la ciudad olívica y un 11,7·% en la herculina.

La tabla muestra las poblaciones con más robos registrados. El dato acumulado añade a la cifra los incidentes registrados localidades colindantes al municipio principal, por ejemplo, en el área metropolitana de A Coruña.



Sin embargo, al contar con un mayor número de casas, las probabilidades de sufrir un robo en estas ciudades o en cualquiera de las otras cinco es menor que en localidades más pequeñas, generalmente con atractivo turístico y con abundantes segundas residencias.

De este análisis extrae Unespa datos tan llamativos como que Sarria (Lugo) sea la localidad más segura de Galicia en relación a los asaltos a viviendas, mientras que los vecinos de Mos (Pontevedra) tienen un 171% más de probabilidades de sufrir un robo en sus casas que la media gallega.



Otra de las variables analizadas en el informe es la gravedad de los robos en tierras gallegas. Por gravedad se entiende la pérdida causada por los ladrones en relación con el valor de los bienes asegurados. El resultado de este análisis indica que la mediana de coste de los siniestros ocurridos en Galicia –es decir, la magnitud que deja el mismo número de robos por un lado que por otro–, asciende a 516 euros.

Un desglose por provincias sitúa a Pontevedra como el lugar donde se producen los incidentes más perjudiciales. Ahí, la mediana de coste de los robos es de 642 euros. Por detrás están A Coruña (485 euros), Ourense (419 euros) y Lugo (351 euros). Cuando la gravedad de los robos se mide por municipios, en lugar de por provincias, a la cabeza se sitúan las localidades de Valga (3.403 euros) (Pontevedra), A Lama (2.371 euros) (Pontevedra), Outeiro de Rei (2.505 euros) (Lugo) y Oroso (2.204 euros) (A Coruña).

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad