Los gallegos se pasan al bingo: las apuestas aumentan un 20% en el último año

stop

Los extremeños juegan cada vez más a la Lotería, en tanto que los andaluces se decantan por la Primitiva y los ceutíes y melillenses se pierden por las tragaperras españoles. Entre todos se dejan más de 34.000 millones de euros al año

Interior de una sala de bingo en A Coruña

A Coruña, 05 de junio de 2016 (12:07 CET)

Los juegos de azar siguen gozando de buena salud, y han movilizado un volumen de casi 34.000 millones de euros durante el 2015, un 11,57% más que el año anterior. La oveja negra, o en todo caso el caballo negro, ha sido las carreras hípicas, que han caído un 22,76%.

En Galicia, el bingo ha experimentado un importante tirón. Las apuestas han aumentado en el último año un 19,62%, hasta situarse en los 57 millones de euros. Las loterías instantáneas no se quedan atrás, con un aumento del 21,49%, aunque las cantidades jugadas son mucho menores: 17,2 millones en 2015 frente a los 14,1 del año anterior.

La lotería, la reina

La reina sigue siendo la Lotería Nacional, que es la que más dinero moviliza: unos 4.844 millones. Aunque han aumentado un 4,15% las participaciones, los premios han sido más rácanos, al bajar un 7,23%. Los más devotos de la Lotería son los madrileños, seguidos por catalanes y andaluces, aunque el mayor crecimiento se ha dado en Extremadura (6,72%).

En la memoria anual que el Ministerio de Hacienda ha elaborado, se nota un notable incremento de los premios de la Primitiva y otras loterías similares, que han subido un 27,1%. En donde más dinero se juega es en Andalucía, donde el interés por este juego subió el 5,32%, seguido por Canarias y Cantabria.

Crece el juego 'online'

Un dato curioso es el comportamiento de los españoles en los 48 casinos del territorio. Los más generosos con las propinas son los ceutíes, los extremeños y los asturianos, mientras que los jugadores de Murcia la redujeron una cuarta parte.

Y en los enclaves de Ceuta y Melilla, se ha despertado un interés repentino por las tragaperras, donde ha crecido un 123,31% y un 50,27%, respectivamente.

El mercado del juego en España es más que nada presencial, pero las apuestas on line siguen su marcha ascendente: en los últimos dos años pasó del 20% al 26,48%.

Este estudio muestra el lado amable del juego, que recuerda las propagandas del Gordo de Navidad y las publicidades que hablan de ilusión y esperanza en el juego. Pero la ludopatía es un fenómeno que va en aumento, sobre todo con el crecimiento de las plataformas online. Se calcula que en España hay más de 100.000 personas que se consideran adictas a los juegos de azar

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad