La Xunta forzará la venta de los inmuebles en ruinas

stop

El Gobierno gallego desatasca la Lei do Solo, que combatirá las obras inacabadas con multas de hasta 25.000 euros

Agustín Hernández y Núñez Feijóo | EFE

10 de octubre de 2014 (18:56 CET)

Lleva mucho tiempo en la agenda política y parece que, en esta ocasión, la Xunta está dispuesta a darle el último impulso. La nueva Lei do Solo de Galicia, una tarea que dejó a medias Agustín Hernández para intentar apagar el incendio en el Ayuntamiento de Santiago, será sometida a información pública de inmediato. El nuevo texto se esperaba vigente para julio de este año, pero las cosas de palacio van despacio para una norma que data ya de 2002. La impulsó entonces José Cuiña, pero ha encajado tantas reformas, casi una decena, que ya es prácticamente irreconocible.

La próxima Lei do Solo, que no estará operativa hasta por lo menos el verano de 2015, nace con vocación de combatir el feísmo. Así lo anunció Núñez Feijóo tras el Consello da Xunta, destacando la necesidad de garantizar la “habitabilidad” y “seguridad”. En una palabra, la conservación. Ambos conceptos van de la mano, como demuestran los mecanismos con los que se dotará la nueva normativa.

Obras inacabadas y edificios en ruinas

En primer término, la Xunta intentará erradicar las construcciones inacabadas. Para ello se reserva la posibilidad de dictar órdenes de ejecución forzosa de las obras necesarias para dicha finalización y, si éstas se obvian, podrá imponer multas van de los1.000 a 25.000 euros. En este abanico se engloban las fachadas, medianeras y cubiertas a medio terminar.

Pero además, se articulará un registro de solares con edificaciones en ruina sobre las que las medidas de ejecución forzosa resultaron ineficaces, que será obligatorio para los municipios de más de 50.000 habitantes.

La inscripción en dicho registro tendrá la finalidad de "la venta forzosa" del inmueble, así como la "obligación de los adquirientes" de realizar las obras de rehabilitación necesarias para mantenerlo, mientras que el propietario será compensado por el valor de lo que tenía.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad