Un aula desierta en el colegio público Rufino Blanco en Madrid | EFE/PC/Archivo

La Xunta busca mamparas contrarreloj para poder iniciar el curso

El nuevo conselleiro de Educación toma la decisión de retrasar el inicio de curso en Secundaria ante los problemas para adaptar los espacios educativos

Contrarreloj para la búsqueda de mamparas de metacrilato con las que poder mantener las medidas de seguridad en las aulas. Según los docentes este es uno de los motivos que ha determinado la decisión de la nueva Consellería de Educación para retrasar el inicio de curso en Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional (FP), del 16 al 23 de septiembre. El titular del área de Gobierno, Román Rodríguez, recién aterrizado en la consellería ha sido claro, la prórroga es necesaria para "poder afrontar labores de adaptación de los espacios educativos".

En declaraciones a los medios de comunicación, Rodríguez ha indicado que la nueva medida que implica garantizar que exista un metro y medio de distancia entre los alumnos de Secundaria, Bachillerato y FP "trastocó el trabajo previo" realizado por la consellería, de ahí la "decisión técnica" de retrasar el inicio de curso.

Con todo, ha asegurado disponer "ahora" de "un tiempo precioso" para adaptarse, y ha dicho que serán los inspectores y las autoridades sanitarias, en función de las diferentes casuísticas, los que decidan cuántos desdobles serán necesarios, por lo que por el momento ve "prematuro" aportar un número.

Trabajar contrarreloj

De hecho, ha destacado que esta semana de retraso permitirá "aprovechar" para "profundizar" en medidas presentadas en los últimos días como la semipresencialidad y la colocación de mamparas en las aulas, consciente de que habrá que "trabajar contrarreloj".

Rodríguez tomó esta determinación tras reuniones con la Xunta Autonómica de Directores de Secundaria. Varios de los docentes que se encontraban con el conselleiro explicaron, precisamente, que uno de los motivos del retraso radica en la falta del metacrilato. El director del CIFP de Ferrolterra, Enrique Clemente, advirtió de que "el problema es conseguir" el metacrilato para la instalación de las mamparas, de ahí que haya visto "fundamental" contar con una semana más.

Del mismo modo se ha pronunciado Isabel Ruso, presidenta de la asociación de directores de institutos, quien ha agradecido la decisión y ha comprometido "dar todo" para "acomodarse al nuevo sistema".

Cambio en la cúpula de Educación

Por otra parte, cuestionado sobre el cese de directores xerais a su llegada al frente de la consellería, Román Rodríguez ha afirmado que no tiene "más que palabras de reconocimiento" para su trabajo, pero ha añadido que "en política la vida es así".

"Lo más importante es mirar para adelante. Nos enfrentamos a un grandísimo reto educativo", ha expuesto, después de reconocer que los anteriores responsables afrontaron un contexto "difícil".

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad