La Xunta apoyará a Pescanova “si tiene instrumentos”

stop

El Igape rechaza nacionalizar la empresa, como apunta el BNG

16 de mayo de 2013 (15:03 CET)

El director xeral del Instituto Galego de Promoción Económica (Igape), Javier Aguilera, ha asegurado este jueves que la Xunta, “si tiene instrumentos, apoyará a Pescanova”. No obstante, ha rechazado las nacionalizaciones de empresas y ha aviado de que estará “en desacuerdo” con este procedimiento si se da el escenario dibujado por el BNG, en el que la multinacional sea troceada y vendida “por parcelas”.

En respuesta a una pregunta de la diputada del BNG Carme Adán, Aguilera ha destacado que lo que necesita ahora Pescanova es, a su jucio, “transparecencia y agilidad” para lograr un acuerdo para financiar su deuda y superar el concurso de acreedores. El Gobierno gallego tiene, ha agregado, “grandes esperanzas” de que la empresa “saldrá reforzada y seguirá creando empleo desde su sede en Galicia”.

Catástrofe peor que el 'Prestige'

Enfrente, Adán ha advertido a la Xunta de que "no sea un espectador" ante los problemas de Pescanova, que es "un imperio a punto de caer". "Yo demando hoy una intervención pública en las empresas", ha proclamado la nacionalista, que ha considerado que el mercado ha demostrado ser "desastroso para las personas y las empresas" y ha subrayado que, con esta compañía, "están en riesgo muchos puestos de trabajo". "Deberían asumir esto como una catástrofe peor que la del Prestige", ha incidido.

Aguilera ha replicado señalando que la deuda de la multinacional es de unos 4.000 millones de euros. "Si usted conoce el presupuesto de la Xunta y sabe sumar y restar --expresión posteriormente retirada ante las quejas de Adán--, sabe lo que puede hacer el Gobierno gallego al respecto", ha contestado el responsable del Igape, que ha concluido que el BNG y el Gobierno tienen "discrepancias radicales" sobre la intervención en la economía.

La Xunta, ha insistido, "acompañará" a Pescanova, pero "acompañar no es sustituir, romper o nacionalizar". En cualquier caso, ha considerado que la compañía empieza a "encauzar" su situación, en lo que se refiere a aclarar las cuentas, de la mano del administrador concursal.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad