La trama 'Gürtel' cobró 150.000 euros "a dedo" en tres años con facturas "troceadas"

stop

18 CONTRATOS

El portavoz adjunto de EU en Les Corts Valencianes, Ignacio Blanco

04 de octubre de 2011 (16:50 CET)

La principal empresa de la trama 'Gürtel' en Valencia, Orange Market, cobró 3,6 millones de euros del erario público entre los años 2006 y 2009. Así lo confirman más de un centenar de documentos de la Generalitat, entre recibos, contratos e informes técnicos, donde también se detalla la existencia de 18 facturas "troceadas" que permitieron adjudicar más de 150.000 euros “a dedo” en apenas tres años a la firma dirigida por Álvaro Pérez, alias El Bigotes.

Entre los contratos adjudicados a Orange Market sin ningún tipo de concurso o anuncio público, figuran facturas de actos de la conselleria de Educación, Sanidad o Bienestar Social, así como de grandes eventos, como el Open de Tenis, el Circuito Europeo de Golf o el décimo aniversario de Castellón Cultural. Del mismo modo, la empresa del Bigotes, uno de los principales imputados en el caso 'Gürtel', participó y cobró por un acto electoral celebrado en la Ciudad de la Justicia de Valencia.

Facturas en el límite y partidas en dos


Estos 18 contratos, a los que ha tenido acceso Economía Digital pudieron ser ajudicados a Orange Market sin concurso público de manera legal al no alcanzar los 12.000 euros. En la mayoría de casos, el corte en la factura es tan fino que la adjudicación directa se pudo realizar por unos pocos euros; es el caso del contrato de la presentación del Circuito Europeo de Golf (11.978 euros), de la organización de la jornada "Disciplina con dignidad" (11.895 euros) o del acto electoral de la Ciudad de la Justicia (11.000 euros).

La documentación de la Generalitat también revela que Orange Market recibió sin concurso proyectos más caros pero que, casualmente, se partieron en diversas facturas que no alcanzaban la frontera de los 12.000 euros. Así, la confección del video promocional de la ampliación del Hospital Clínico de Valencia se concedió mediante dos contratos de 11.930 y 11.874 euros cada uno, lo que permitió que Orange Market recibiera el trabajo sin tener que competir por él.

“Connivencia del PP con Orange Market”


“Las facturas troceadas suponen un sistema para adjudicar contratos a dedo”, asegura el portavoz de Esquerra Unida (EU) en las Cortes, Ignacio Blanco, cuya petición en la Cámara autonómica ha forzado al Consell a entregar la documentación vinculada al caso 'Gürtel'. Blanco añade: “la documentación oficial demuestra la connivencia absoluta del PP con Orange Market, con gastos desorbitados que, además, se cobraban de inmediato”.

Y es que los documentos confirman que, entre los años 2006 y 2009, la empresa del Bigotes cobró un mínimo de 3,6 millones de euros, incluyendo tres suculentos contratos para organizar la feria turística Fitur (más de un millón de euros anuales) o la vuelta al mundo de vela, conocida como Volvo Ocean Race, por más de medio millón de euros.

A todo ello, se deben sumar multitud de pequeños contratos que engrosaron la cuenta corriente de Orange Market, una empresa que prácticamente sólo trabajaba para el Gobierno valenciano o, en su defecto, organizando actos privados del Partido Popular valenciano.

Documentación “incompleta”


Esquerra Unida, por su parte, asegura que la documentación recibida de la Generalitat está “incompleta”. El diputado Ignacio Blanco insiste en que “faltan informes técnicos y actas de la mesa de contratación” en las grandes adjudicaciones de Fitur, “lo que impide comprobar si el proceso se ajustó a la legalidad”.

Además de la documentación de Orange Market, EU también ha reclamado los contratos con otras empresas salpicadas por 'Gürtel', así como de los proyectos de las fallidas torres de Calatrava, la Ciutat de la Música, la Ciutat de les Llengües o el edifico encargado al arquitecto Frank Gehry como nueva sede de la Universidad VIU en Castellón. “Si no nos dan esos documentos, la Generalitat demostrará que su supuesta transparencia es una farsa”, apunta Blanco, “ya que sólo nos ha dado los contratos relativos a Gürtel, un caso que consideran políticamente amortizado tras la dimisión del ex presidente, Francisco Camps”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad