La marea gana en la casa de Abel Caballero

stop

Baltar consigue el mejor resultado del Partido Popular en las provincias gallegas pese al escándalo sexual

Abel Caballero, Pedro Sánchez y Gómez Besteiro

en Ourense, 21 de diciembre de 2015 (01:46 CET)

El Partido Popular ha sido el más votado en todas la provincias gallegas, pero tras un batacazo notable. Se han escapado cinco de los 15 diputados que Feijóo aportó a su partido en los comicios de 2011, precisamente ahora que su nombre siempre aparece en las quinielas de la sucesión de Rajoy. Curiosamente, el mejor resultado de los populares en las elecciones generales se registró en la provincia de Ourense, donde logró el 44,9% de los votos. Menos que hace cuatro años, pero presentando una resistencia encomiable bajo el escándalo que azota al presidente de la Deputación, Manuel Baltar, acusado de ofrecer un puesto de trabajo a cambio de favores sexuales.

En líneas generales, la formación de Alberto Núñez Feijóo resiste mejor en Ourense y Lugo que en el eje atlántico, donde irrumpe con fuerza la marea, superando al PSOE como principal fuerza de la oposición al PP en Galicia. El trazo grueso deja a los populares en posición de dominio en las ciudades y provincias gallegas, pero a la derecha haciendo aguas frente a posibles alianzas de izquierdas. Entrando en detalles, los resultados muestran, una vez más, que las elecciones generales se parecen poco a las autonómicas o municipales.

Marea alta en A Coruña

En A Coruña, el Partido Popular ha sido la fuerza más votada con el 35,4% de los votos, seguido de En Marea, que superó al PSOE y se llevó el 26,3% de las papeletas. Resultado histórico para la lista de Podemos, AGE o Esquerda Unida, que mantiene posiciones en los ayuntamientos de Marea Atlántica y de Ferrol en Común.

En el municipio coruñés no distan demasiado los resultados desde las últimas municipales. El PP logra el 31,5% de los votos, En Marea el 31,04% y el PSOE, lejísimos, el 19,6%. Los populares dominan en las grandes ciudades, pero la derecha no.

¿Se desinfla Compostela Aberta?

Así sucede también en Ferrol, donde En Marea mejora los resultados obtenidos por Ferrol en Común y consigue el 30% de los votos, sólo un 2% menos que el Partido Popular. El PSOE se queda con el 19,4% y Ciudadanos con el 10,2%.

En Santiago, territorio de Compostela Aberta, la marea no logra repetir los resultados de las municipales, que permitieron a Martiño Noriega lograr la alcaldía. El PP obtuvo el 34,8% de las papeletas, En Marea ocupó la segunda plaza, pero sólo con el 28,3%, mientras que los socialistas se quedaron con el 17,6%.

Ni Lores ni Abel Caballero

En Pontevedra, el Partido Popular obtuvo un 34,4% y, de nuevo, En Marea supera al PSOE como segunda fuerza política. Pero los datos son llamativos en las dos ciudades de la provincia. En Vigo, feudo irreductible de Abel Caballero, que se paseó en las pasadas municipales, el PSOE es la tercera fuerza política en las generales. Obtuvo el 22% de los votos. La marea se convirtió en la fuerza más votada, con el 33,9% de las papeletas.

Algo parecido sucedió en Pontevedra, donde Nós, la candidatura que apoyó el alcalde Fernández Lores, fue la quinta fuerza más votada, con apenas el 6,5% de los votos. PP y En Marea se repartieron la mayoría de las papeletas.

Besteiro tampoco lo ve claro

En Lugo, el PP sale reforzado de las elecciones generales. Como sucede en Ourense, aguanta mejor que en Pontevedra o en A Coruña, quedándose con el 42,5% de los votos. En la tierra de Gómez Besteiro, el bipartidismo se resiste. Los socialistas pierden cinco puntos respecto a 2011, pero siguen como segunda fuerza, con el 24% de las papeletas, dejando a En Marea con el 19,2%.

En el Ayuntamiento de Lugo, gobernado por el PSOE, los populares obtuvieron el 35,2% de los votos, En Marea se quedó el 24,6%, mientras que los socialistas caen a la tercera plaza, con un 22,1% de las papeletas.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad