La ex conselleira Pilar Farjas, entre los ministrables de Rajoy

stop

La actual número dos del Ministerio Sanidad se sitúa en todas las quinielas para sustituir a Mato

Pilar Farjas | EFE

27 de noviembre de 2014 (12:07 CET)

La dimisión de Ana Mato ha dejado descabezado el Ministerio de Sanidad. Su número dos, Pilar Farjas, ex conselleira de la Xunta de Alberto Núñez Feijóo, tiene muchas papeletas para sustituirla. Rajoy apostaría de este modo por una técnica para ocupar la polémica cartera.

Farjas abandonó en diciembre de 2011 el Ejecutivo gallego para regresar a la política a nivel estatal. Fue nombrada secretaria general del Ministerio de Sanidad, la segunda de Ana Mato. Muy bien valorada dentro del PP, amable en el trato personal, su imagen pública es la de una mujer dura de perfil claramente técnico.

Paso por todas las administraciones

Con su regreso a Madrid, hace ahora tres años, Farjas volvía a poner los pies en un ministerio que conoce bien. En el anterior mandato del PP, cuando la ahora ministra de Fomento, Ana Pastor, era la titular de Sanidad, ya ocupó el cargo el directora ejecutiva de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria.

Su curriculum es amplio ya que ha pasado por casi todas las administraciones. Fue concejala en A Coruña --en donde trabó una gran amistad con Carlos Negreira-- y conselleira de Sanidad en la Xunta de Alberto Núñez Feijóo. Ahora, está en todas las quinielas para sustituir a Mato tras su abrupta salida.

Etapa en la Xunta


Nacida en Teruel aunque coruñesa de adopción, Farjas presume de nunca olvidarse de una cara. De profundas creencias religiosas, durante su etapa en la Consellería de Sanidade del Gobierno gallego fue de las primeras en hablar de la necesidad de colaboraciones público-privadas en el sector. De hecho, la colaboración en este sentido para la construcción de hospitales fue muy criticada por la oposición durante su paso por la Xunta.

En Galicia, Farjas puso en marcha el Catálogo Priorizado de Medicamentos, iniciativa que se basaba en el precio de los genéricos y de la que Feijóo está especialmente orgulloso por verla como pionera en el Estado. La norma terminó en el Constitucional, aunque finalmente la suspensión fue levantada, y le valió a Farjas un enfrentamiento directo con la, por aquel entonces, ministra de Sanidad en el Gobierno de Zapatero, Leire Pajín.

Si bien Farjas tiene muchas opciones para llegar a ministra, no es el único nombre que suena. También es especula con la secretaria de Estado de Igualdad y Servicios Sociales, Susana Camarero.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad