La cúpula de la Antifraude catalana ha realizado más de 20 viajes por todo el mundo en los últimos 18 meses 

stop

La entidad que lucha contra la corrupción

Daniel De Alfonso, director de la Oficina Antifraude de Cataluña (OAC)

en Barcelona, 10 de agosto de 2015 (13:41 CET)

La Oficina Antifraude fue ideada para luchar contra la corrupción en las administraciones catalanas.  No obstante, sus directivos, con el director de la entidad, Daniel de Alfonso, a la cabeza, han encontrado tiempo para viajar por todo el mundo a conferencias y encuentros sobre transparencia.

Desde el año 2014 hasta la actualidad, De Alfonso y otros altos cargos de la Antifraude han dado la vuelta al mundo, visitando más de 20 destinos distintos desde Argentina a Nueva York pasando por China, Bolivia, Suiza, Marruecos, Macedonia, Qatar, Austria, Bulgaria o Túnez. Además, han acudido varias veces a París y Bruselas.

Un noviembre de fiebre viajera

La agenda internacional de la Antifraude es en ocasiones tan apretada que sus directivos apenas tienen ocasión de recalar en su lugar de trabajo. El pasado mes de noviembre, por ejemplo, tuvieron una cita en la capital de Bulgaria, Sofía, durante los días 17, 18 y 19 en la que De Alfonso aprovechó para "moderar una mesa redonda sobre protección del informante".

En fechas casi coincidentes, del 17 al 21 de noviembre, dirigentes de la Antifraude acudieron a un semanario sobre corrupción y administración tributaria en la localidad boliviana de Santa Cruz de la Sierra, según se desprende de la memoria de la entidad que, sin embargo no especifica cuántas personas participaron en ese viaje.

Una delegación de Antifraude se desplaza a Argentina

Poco después, el 27 de noviembre, la asistente legal en asuntos internacionales de la Antifraude, Marisa Miralles, "presentó el modelo institucional" de la Oficina en una conferencia en Skopje (República de Macedonia). Y entre los días 24 y 28 del mismo mes, "Òscar Roca, jefe de los servicios jurídicos de la Antifraude asistió a un curso  sobre detección, prevención y represión de la corrupción en París".   

Noviembre fue un mes de febril actividad viajera, pero los directivos de la Antifraude también tuvieron ocasión de ver mundo el resto del año. En febrero, "una delegación de la Oficina, encabezada por su director, visitó la Oficina Anticorrupción de la República Argentina". Les acompañó la directora del programa de Políticas de Transparencia de la Generalitat, Núria Bassols.   

Túnez, Londres, Suiza, China, Berlín, París…

En mayo, la dirección de la entidad viajó a Túnez, aunque esa vez lo hizo con "financiación total de la Unión Europea", según destaca en su Memoria anual. En junio, las citas fueron en Londres y Suiza. En julio, en China. En agosto, en Berlín. En septiembre, en París. En octubre, en Bruselas y en Viena. Y en diciembre, de nuevo en París.

La fiebre viajera de los directivos de la Antifraude no ha descendido este año. Ya en enero, acudieron a un encuentro en Marruecos. Volvieron  a Bruselas en marzo y desembarcaron en Nueva York en abril para "participar en unas jornadas contra la corrupción en la Universidad de Columbia". En mayo tocó ir a Hong Kong y en junio los destinos elegidos fueron Doha (Qatar) y Dinamarca.

Falta de información en el portal de la transparencia

Además, Daniel de Alfonso y algunos de los miembros de su equipo viajan frecuentemente a otros lugares de España, especialmente a Medir. No obstante, estos desplazamientos no están especificados ni en la Memoria ni en el portal de transparencia de la página web de la entidad.

Economía Digital ha solicitado a la Oficina Antifraude, que defiende la transparencia por todo el mundo, que le haga llegar las facturas de transportes, hoteles y comidas generadas por su director y otros miembros de la cúpula de la entidad en sus viajes por España y por el extranjero, ya que esta documentación tampoco está disponible en el portal de la transparencia. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad