La ministra de Hacienda, María Jesús Montero; y el conselleiro de Facenda, Valeriano Martínez

Guerra entre la Axencia Tributaria de Galicia y Hacienda

stop

El organismo dependiente de Facenda lleva a la vía contenciosa a la Agencia Tributaria por disparidad de criterio en las bonificaciones de impuestos cedidos

en A Coruña, 08 de febrero de 2019 (04:55 CET)

La Axencia Tributaria de Galicia (Atriga) tiene una corta vida, su puesta en funcionamiento data de enero de 2013, pero ello no le impide meterse en cuanto charco considera con tal de defender su criterio. Incluso contra los postulados que establece la Agencia Tributaria. La Atriga, que depende del conselleiro Valeriano Martínez, opta por resolver sus disparidades con Hacienda por la vía contencioso administrativa, es decir, en el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG). Y lo hace con distinta suerte.

Entre las funciones de la agencia gallega se encuentra la  aplicación y el ejercicio de la potestad sancionadora de los tributos propios y cedidos a Galicia. También sobre las recargas que se establezcan para los tributos estatales. Incluso entre sus cometidos está la colaboración y coordinación con las demás administraciones tributarias, en especial la que depende de la ministra María Jesús Montero. Sin embargo, del papel parece aguantarlo todo, porque el día a día es bien distinto.

La batalla de los impuestos cedidos

Y es que la Axencia Tributaria de Galicia ha optado por presentar recursos contenciosos contra al menos dos órganos dependientes de Hacienda, el Tribunal Económico Administrativo Regional de Galicia y el Tribunal Económico Administrativo Central, por entender que sus decisiones no se ajustan al marco normativo que es competencia de la Administración gallega. En concreto, las diferencias están en los impuestos cedidos.

Una reciente sentencia de la Sección Cuarta de la Sala de lo Contencioso Administrativo del TSXG da la razón a la Atriga en un recurso que había presentado contra el tribunal regional dependiente de Hacienda. El organismo de Facenda había recurrido un acuerdo del citado tribunal que acogía una reclamación contra la liquidación de Impuesto de Actos Jurídicos Documentados a una empresa, Amperis Products SL.

El motivo, la compra a Xestur de una parcela en el polígono empresarial de As Gándaras, en Lugo. En el fondo del asunto se discutía la bonificación del 50% en la cuota del impuesto para los contratos que impliquen transmisiones de terrenos para la construcción de parques industriales.

También en las rebajas de Sucesiones

En otro caso, la agencia gallega optó por llevar al Tribunal Económico Administrativo Central ante la misma sala del TSXG porque había admitido un recurso de alzada sobre la aplicación de la rebaja del 99% en el Impuesto de Sucesiones. En esta ocasión los letrados da Axencia Tributaria Galega discrepaban del criterio de Hacienda. Consideraban que no concurrían los requisitos en la sucesión de las entidades Martínez Illescas Arquitectura SL y Auge Arquitectura y Urbanismo Gestión Integral, ya que sus propietarios, en sus declaraciones de Patrimonio, no habían declarado exentas esas participaciones. En este caso, en una reciente sentencia, Atriga pierde contra Hacienda.

La Axencia Tritubaria Galega está dirigida actualmente por Victoria González,  que sustituyó en el cargo a Ulpiano Villanueva, director desde la creación del organismo, en 2013. Y parece haber ampliados sus objetivos, en este caso abriendo frentes judiciales contra Madrid.

Hemeroteca

Xunta
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad