Feijóo confirma que se reunió con Slim y Vázquez Raña 

stop

El presidente, con una agenda cargada de mutismo en los últimos tiempos, asegura que mantuvo contactos con empresarios gallegos en en el exterior 

Feijóo en el Consello da Xunta

20 de abril de 2012 (17:06 CET)

Los movimientos que está haciendo en los últimos tiempos Alberto Núñez Feijóo con el objetivo de atraer a inversores a Galicia son toda una incógnita. De México se ha traído bajo el brazo un supuesto acuerdo para el encargo de trabajo a los astilleros gallegos por parte de la petrolera Pemex, aunque nada se sabía de que eso estuviera en la agenda de su visita. Igualmente, hoy, y después de una filtración a la prensa reconoció haber mantenido contactos en las últimas semanas con los empresarios mexicanos Carlos Slim y Olegario Vázquez Raña.

Tras la celebración del Consello de la Xunta, el presidente gallego manifestó que el pasado día 11 de abril mantuvo una comida en un restaurante de O Grove con Slim y Vázquez Raña. Los tres hablaron sobre “la situación económica de Galicia” y abordaron “posibilidades de distintos intercambios comerciales y de inversión mexicana en Galicia”.

“Eso es todo lo que puedo decir”, manifestó el presidente gallego, que también reconoció haber pedido a Rajoy que recibiera a ambos empresarios en la Moncloa como al parecer hizo el pasado día 9. Al contrario de las informaciones que publicaba hoy El Mundo, Feijóo asegura que no estuvo presente en ese encuentro.

“Me gustaría traer inversiones a Galicia. Mi obligación es intentarlo, con éxitos y fracasos”, declaró Feijóo.

Vázquez Raña y Novagalicia

El empresario mexicano Olegario Vázquez Raña, hijo de emigrantes del concello de Avión, estuvo en su momento muy interesado en participar en el capital de Novagalicia Banco. Dueño de la cadena de hoteles Camino Real y del grupo hospitalario Los Ángeles tiene toda una fortuna al otro lado del Atlántico.

El pasado año, Alberto Núñez Feijóo le pidió personalmente en una visita a Latinoamérica en el mes de septiembre que invirtiera en NGB para evitar de este modo su subasta total. Posteriormente, en noviembre, la entidad de José María Castellano reunió de nuevo en Vigo a varios de los grandes empresarios gallegos en América del Sur.

La disposición inicial de Vázquez Raña era buena pero finalmente se echó atrás debido a la incertidumbre que le generaban las cuentas del banco.

Por el momento nada se sabe de si su opinión ha cambiado en estos últimos encuentros mantenidos con Rajoy y con el presidente gallego. 
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad