Feijóo cesa a los delegados de la Xunta en Vigo y Ourense

stop

El presidente del PpdeG asegura que son relevados "a petición propia" de los dos dirigentes, ambos imputados; los sustituyen en el cargo López-Chaves, presidente de la Autoridad Portuaria de Vigo, y la diputada Marisol Díaz Mouteira

Bravo Bosch y Rogelio Martínez

en A Coruña, 08 de octubre de 2015 (14:17 CET)

Continúa la operación de limpieza en la Xunta. Alberto Núñez Feijóo ha anunciado este jueves, cuatro días después de la remodelación de su Gabinete, cambios al frente de las delegaciones de la Xunta en Vigo y Ourense. María José Bravo Bosch y Rogelio Martínez, ambos imputados, cesan de sus cargos.

El presidente de la Xunta, Núñez Feijóo, se afanó en subrayar que tanto el de María José Bravo Bosch, imputada en la Operación Patos, como Rogelio Martínez, imputado en un caso de supuestas irregularidades en la gestión de fondos europeos en su etapa como alcalde de Arnoia, constituyen "ceses a petición propia", aunque reconoció que influyó su implicación en casos de corrupción. La imputación de Bravo Bosch es reciente, sin embargo, en el caso de Martínez el PSdeG lleva pidiendo su dimisión desde hace años. Se produce su salida a dos meses de las elecciones generales y a un año de las autonómicas.

La Delegación de la Xunta en Vigo la asumirá el actual presidente de la Autoridad Portuaria, Ignacio López-Chaves, y se hará cargo de este cometido en Ourense la diputada Marisol Diaz Mouteira.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad