Europa abronca a Feijóo por su política lingüística

stop

Considera que la regulación del gallego en la enseñanza, el conocido decreto del plurilinguismo, contradice la Carta Europea de las Lenguas Regionales

Aspecto de la Praza de Praterías durante la movilización de Queremos Galego

en A Coruña, 21 de enero de 2016 (19:00 CET)

El Comité de Expertos del Consejo de Europa ha vuelto a afear la política lingüística de la Xunta por incumplir y entrar en contradicción con los compromisos de la Carta Europea de las Lenguas Regionales y Minoritarias, a la que Galicia se sumó en 2001. El cuarto informe sobre el cumplimiento del acuerdo internacional censura el decreto del plurilingüismo, que regula el uso del gallego en la enseñanza y que Feijóo trajo bajo el brazo cuando llegó a San Caetano tras arremeter contra la normativa del bipartito.

Según el Consejo de Europa, el decreto está "claramente en contradicción" con los compromisos del acuerdo, al reducir el peso de la lengua gallega hasta un máximo de un tercio del horario lectivo, lo que contrasta con el compromiso de elevarla hasta ser el idioma "predominante" en el sistema educativo.

Respecto al estado de la lengua, el informe indica un "bueno yo muy bueno" nivel de conocimiento, dado que el 95 por ciento de los ciudadanos entienden gallego, un 89 por ciento lo habla, un 83 por ciento lo lee y un 58 por ciento lo escribe.

Carencias en el ámbito judicial y sanitario

En el ámbito judicial, por otra parte, han detectado carencias en el uso del gallego, instando a las administraciones españolas y gallegas a introducir los cambios legislativos necesarios para permitir el desarrollo de procesos en lengua gallega.

También han detectado situaciones en los que la Administración del Estado ha rechazado documentos redactados en lengua gallega, citando el caso de los estudiantes que presentaron sus certificados en este idioma, o que permanente una "inadecuada proporción" de textos y formularios a disposición en el idioma propio.

Entre otros puntos, valora la presencia de medios de comunicación en lengua gallega en formato electrónico, aunque recomienda a las autoridades explorar formas de cooperación para lograr que estos se traduzcan en formato físico.

El Comité de Expertos incide, además, en la necesidad de potenciar las posibilidades a los hablantes en lengua gallega de ser atendidos en su propio idioma en la administración sanitaria.

La Xunta se queda con lo positivo

La Xunta ha señalado que tomará "en consideración" las recomendaciones del grupo de expertos respecto a la promoción del uso de la lengua gallega, y destaca que "sigue siendo la lengua mayoritaria de Galicia" con "uno de los más altos grados de conocimiento" entre todos los idiomas del Estado.

El Gobierno gallego también valora que el informe reconozca el "elevado nivel de protección" de las lenguas cooficiales en el Estado, a pesar de señalar "ciertas carencias en el uso" en materia judicial o sanitaria, incidiendo en el incremento de medios de comunicación audiovisual privados que emiten parte de su programación en dicho idioma.

Críticas 

Sin embargo, el presidente de la asociación A Mesa pola Normalización Lingüística, Marcos Maceira, ha considerado que el informe "demuestra una vez más el nivel de agresividad contra el gallego que se alcanzó en al etapa actual de la Xunta".  

Por ello, ha instado al PP a cumplir "todos y cada uno de los acuerdos" en relación al idioma, sobre todo en materia educativa, judicial y sanitaria, "tal y como se le dice desde Europa" y "tal y como le indica una sociedad que en estos años estuvo permanente movilizada a favor de su lengua".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad