El rechazo a la devolución del 'tax lease' une a políticos, empresarios y sindicatos

stop

Cargan contra el comisario de la Competencia, Joaquín Almunia, por firmar "la sentencia de muerte" del sector

27 de junio de 2013 (17:55 CET)

El anuncio del comisario europeo de la Competencia, Joaquín Almunia, cayó como un jarro de agua fría sobre el sector naval. Esta mañana, el socialista aseguró que el tax lease es incompatible con la legislación europea, y que las ayudas se tendrán que devolver.

No obstante, ha aclarado que los astilleros no están obligados a devolver las ayudas. Los responsables de devolverlos serán los que participaron como inversores en los grupos de interés económico, así como los navieros y los armadores que adquirieron finalmente los barcos fabricados.

Movilizaciones

Las reacciones no se han hecho esperar. Todos los agentes implicados, tanto políticos, como empresariales han cargado duramente contra Almunia.

Los sindicatos del sector naval ya han avisado de que convocarán fuertes movilizaciones con el objetivo de “doblarle las rodillas”, han dicho, al comisario europeo de Competencia.

10.000 pleitos y 87.000 empleos menos

La situación es alarmante. La consejera delegada de la asociación de los astilleros privados (Pymar), Almudena López del Pozo, advirtió que el anuncio de Almunia de que sólo pagarán navieras (la mayoría extranjeras) y financiadores (caso todos españoles) es una “falacia”. Según asegura, las cláusulas de los contratos trasladan la responsabilidad de los cambios regulatorios a los astilleros, y pronosticó “10.000 pleitos”, recursos ante el Tribunal Europeo y la pérdida de 87.000 empleos.

Incluso el PSOE ha cargado contra la decisión de su compañero de filas. El primero en hacerlo en Galicia fue el alcalde de Vigo, Abel Caballero, quien acusó a Almunia de “cargarse” el sector con esta decisión. El portavoz parlamentario del PsdeG, Abel Losada, aseguró que es “imprescindible” hacer un frente común entre Gobierno gallego y estatal, junto con sindicatos y grupos parlamentarios para “presionar a la Comisión Europea y defender un sector estratégico.

A la espera de una declaración oficial

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, se ha negado a aceptar “el comentario de café” hecho este jueves por Almunia y espera una comunicación oficial. Al tiempo, ha manifestado su deseo de que el alto cargo “se lo piense dos veces” ya que devolver las ayudas supondría firmar “al acta de defunción del sector”.

El portavoz parlamentario del BNG, Francisco Jorquera, ha tildado de “auténtico traidor” al comisario de la Competencia y ha exigido a Gobierno central y al PSOE que presionen en Bruselas para evitar la “sinvergonzonería” de la devolución de las ayudas del tax lease.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad