El PP se vuelca en un acto con el alcalde de Santiago para frenar el 'efecto Noriega'

stop

CARRERA MUNICIPAL

Agustín Hernández con el ex alcalde Gerardo Conde Roa

A Coruña, 16 de marzo de 2015 (15:07 CET)

El PP de Alberto Núñez Feijóo está convencido de que puede conseguir reeditar la victoria electoral en Santiago, a pesar de la crisis sin precedentes que tuvo el gobierno municipal en este mandato. El partido se ha volcado en arropar al candidato Agustín Hernández, como da muestras el acto de la mañana de este lunes en Compostela, donde ha estado presente la mitad del Ejecutivo gallego, así como alcaldes, presidentes de Diputación y diputados.

En 2011 fue Gerardo Conde Roa quien consiguió la mayoría absoluta en Santiago para el Partido Popular, aunque tuvo que dimitir a los pocos meses al ser imputado por fraude fiscal. Su sucesor en el cargo, Ángel Currás, empeoró aún más la situación, ya que con él al frente del concello, cesaron hasta nueve ediles relacionados con diversas investigaciones judiciales.

La apuesta de Hernández

El presidente del PP gallego forzó su salida tras meses de tensiones públicas y puso toda la carne en el asador. Sacó de la Xunta a uno de los conselleiros mejor valorados, el responsable de Medio Ambiente, Agustín Hernández, para colocarlo al frente del ayuntamiento. La operación de lavado de cara de los populares compostelanos se inició en junio del año pasado y en la formación creen que tienen un margen amplio para revalidar la victoria en las municipales de mayo. La consigna pasa por arropar a Hernández.

Para muestra un botón. Este lunes, el alcalde de Santiago y candidato del PP ha participado en un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Forum en el que ha dado a conocer los pilares de su plan para la ciudad si revalida en las locales. Mejorar la gestión municipal, y convertirse en pieza clave entre el norte y el sur de Galicia son algunos de los puntos en ennumeró ante un auditorio repleto de compañeros de partido.

Medio gobierno con el candidato

No sólo estaba presente en el acto el propio Núñez Feijóo, que sólo tuvo palabras de elogio para él, sino la conselleira de Sanidade, Rocío Mosquera; la titular de Traballo, Beatriz Mato y la responsable de Medio Ambiente, Ethel Vázquez. No faltaron al acto tampoco autoridades como el delegado del Gobierno, Santiago Villanueva; la jefa del Legislativo, Pilar Rojo; o el vicepresidente de la Cámara, Miguel Santalices.

Diputados, otros alcaldes populares y los presidentes de las diputaciones de A Coruña, Diego Calvo; Ourense, Manuel Baltar; y Pontevedra, Rafael Louzán, estuvieron también presentes en un acto en el que Feijóo ha agradecido que "muchas" personas "interrumpiesen" su jornada. En su intervención, Hernández ha hablado de la necesidad de construir una ciudad "a la medida de las personas, que sea respetuosa con su pasado y que diseñe su crecimiento de forma ordenada, racional y sostenible".

Así, y tras reconocer una acción urbanística "racional y sostenible" en décadas pasadas, ha formulado la necesidad de revisión del plan general de ordenación municipal (PGOM) con el fin de "primar la calidad y la excelencia en la prestación de servicios".

Un opositor mediático

Con un apoyo sin precedentes por parte del partido y con una Xunta que ha mimado especialmente a Santiago, Agustín Hernández tratará de llevarse el bastón de mando de la Alcaldía de Compostela. Más allá de los candidatos de PSOE y BNG, enfrente tendrá a Martiño Noriega, actual alcalde de Teo y coportavoz de Anova.

Noriega, con presencia notoria en medios de comunicación, y que aunque gobierna en Teo en minoría --por la escisión con el BNG-- fue la lista más votada, anunció la pasada semana su presentación oficial a las primarias de la lista de confluencia Compostela Aberta.

Ya entonces, Hernández lanzó un 'recado' al candidato Noriega, al criticarlo por su condición actual como alcalde de Teo. "La verdad es que habría que preguntarle a los vecinos de Teo cuál es su opinión al respecto de que su alcalde decida compatibilizar esas dos facetas. Es cierto que no es tan normal querer ser alcalde de dos ciudades a la vez", dijo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad