El PP prepara un plan de residuos que triplicará las tasas de basura

stop

El partido intenta consensuar un modelo de residuos para reducir la ingente cantidad de basura que termina en los vertederos, el 63% del total. El Gobierno asegura que no se opone a un sistema que obligue a los consumidores a devolver los envases

Vertedero de Arico en Tenerife.

Madrid , 23 de enero de 2015 (20:14 CET)

El Partido Popular ha comenzado a trabajar en un plan para concebir una nueva política de residuos en España que reduzca de forma drástica el depósito de desechos en vertederos. La Unión Europa ha dado un lineamiento claro: los países deben diseñar políticas para erradicar los vertederos, un sistema de depósito de basuras insostenible y que todos los países miembros deben erradicar. El partido trabaja en el lineamiento pero ya advierte del coste económico: desmantelar vertederos y construir plantas más eficientes multiplicará por tres el coste de las tasas de basuras.

El PP ha comenzado a trabajar en el Senado en un plan de propuestas para recomendar al gobierno una nueva política de gestión de residuos. Los grupos parlamentarios en el Senado han llamado a comparecer a los representantes de empresas que proponen diferentes sistemas de reciclaje y aprovechamiento de residuos.

Años luz de los objetivos

El partido que sustenta al gobierno quiere alcanzar amplios consensos para elaborar un documento en el que se hagan recomendaciones al Gobierno. En el Senado, los grupos parlamentarios son partidarios de acordar un modelo que no dé lugar a pugnas políticas.

"No queremos que cada partido se apropie de un modelo y utilice la política de residuos como arma arrojadiza. Necesitamos consensos amplios para que España, no el gobierno de turno, pueda alcanzar los objetivos que marca Europa", ha explicado Vicente Aparici (PP), portavoz de la Comisión de Medio Ambiente del Senado.  

España arroja el 63% de sus residuos a los vertederos, un nivel muy superior al 2% de Noruega y Dinamarca, a 28% de Francia, al 41% de Italia o al 34% de la media de la Unión Europea. La mayoría de los países europeos que se acercan al vertido cero tienen altos índices de incineración, según los datos de la Fundación para la Economía Circular, uno de los entes invitados a comparecer al Senado.

El coste

El PP asegura que uno de los trabajos que tendrán que hacer las administraciones es concienciar a la población que para tener un sistema de residuos menos agresivo con el medio ambiente habrá que pagar el triple por las tasas de basuras.

El coste de llevar una tonelada de residuos al vertedero se ubica en unos 30 euros por tonelada mientras que la misma cantidad en una planta de procesamiento más avanzada, que incorpore métodos de separación y reciclaje puede ascender hasta los 100 euros, según explica el senador popular.

El Senado ha invitado a una decena de responsables de empresas y fundaciones relacionadas con las recogidas y el reciclaje para valorar los diferentes sistemas. La ministra de Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, aseguró este lunes en el Senado que ningún sistema había sido descartado. "No se ha cerrado el paso al sistema de depósito, devolución y retorno. Para el Gobierno, todos los sistemas que mejoren las cifras de reciclado y que nos ayuden a cumplir los objetivos de la Unión Europea son positivos", explicó la ministra. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad