El ministro de agricultura, Luis Planas

El Gobierno también deja en el aire la reforma láctea

El ministro de Agricultura, que llegó al cargo prometiendo la reforma del sector lácteo, admite que "queda por hacer" y apela a la próxima legislatura

Otro sector que puede pagar el peaje de la falta de Gobierno. El ministro de Agricultura, Luis Planas, ha admitido que "aún queda trabajo por hacer" para mejorar la problemática del precio en origen de la leche que perciben los ganaderos. Al respecto, ha apelado a la "próxima legislatura", aunque reconoce que no sabe "cuándo comenzará". Así se ha pronunciado durante su intervención tras una visita a la fábrica de Clun en Ames. Previamente, Planas estuvo en la planta de Clesa, en Caldas de Reis.

Convencido de que el lácteo es un sector que tiene "un gran futuro", el ministro ha advertido de que "los dientes de sierra" son "lo peor que puede ocurrir", pero ha valorado la ley de cadena alimentaria aprobada hace años pues "ha contribuido a evitar el efecto tobogán" en este ámbito.

Revisión pendiente

En este sentido, ha apuntado a "entre todos" los agentes involucrados "revisar" la normativa en este campo, después de modificaciones ya realizadas como la relativa al paquete lácteo o al decreto sobre el origen de la leche.

Tanto en su intervención ante los medios de comunicación como previamente ante un grupo de socios y directivos de la cooperativa Clun, Planas ha hecho hincapié en el "importante" papel que han de tener mujeres y jóvenes en el mundo agroganadero.

De ahí que haya visto un "excelente ejemplo" el de 'Mulleres de Seu', proyecto que le fue presentado por sus responsables. Igualmente, ha calificado de "buen ejemplo" de "buena organización" y "progreso en la integración" el proceso afrontado por Clun, resultado de la suma de las cooperativas Feiraco, Os Irmandiños y Melisanto.

Más valor añadido

Consciente de que el sector lechero está "transformándose" desde el fin de las cuotas lácteas, el titular de Agricultura ha apostado por en un futuro reducir el porcentaje de producción de leche líquida y aumentar el de "otros productos lácteos con más valor añadido".

También ha abogado por buscar "mercados terceros", toda vez que el consumo de productos lácteos ha disminuido en los últimos años en España pero la población mundial aumenta y, en consecuencia, también se incrementa la demanda. "Si la unión continúa, con una visión de futuro, innovación y calidad, el sector lácteo tiene un gran futuro", ha concluido el ministro sus palabras ante los miembros de Clun.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad