El Fiscal pide que se prohíba a un pedófilo la utilización de chats y redes sociales durante 25 años

El Fiscal pide que se prohíba a un pedófilo la utilización de chats y redes sociales durante 25 años

CORRUPCIÓN DE MENORES

La Fiscalía  solicita 30 años de cárcel para Albert R.F., de 25 años y vecino de Barcelona, quien "movido por su ánimo libidinoso y con el fin de conseguir imágenes y videos en los que apareciesen menores de edad desnudas, estableció contacto por redes sociales y programas de mensajería con diversas menores a las que, con engaños, y tras ganarse su confianza, las obligaba a que se desnudasen y realizaran actos de naturaleza sexual".

Pederasta en la red

Los hechos ocurrieron en 2011. Según el escrito de calificación provisional de la fiscalía, el acusado contactó, utilizando diversas direcciones e identidades  de correo electrónico, con seis menores de entre 10 y 14 años, a las que grabó y cuyas imágenes almacenó con intención de difundirlas.

El ministerio público pide al tribunal de la Audiencia de Barcelona que ha de juzgar a este joven, que en la eventual sentencia le condene a la pena de "prohibición  de utilización de chats informáticos o telefónicos y redes sociales  durante un período de 25 años"

Cinco delitos con 6 víctimas

La fiscalía le considera autor del delito de utilización de menores para fines pornográficos, delito de elaboración y almacenaje de material pornográfico, otro de amenazas  y dos delitos de "Child Grooming", es decir, un delito que, según las norma penales, "hace referencia a una serie de conductas y acciones deliberadamente emprendidas por un adulto con el objetivo de ganarse la amistad de un menor de edad, creando una conexión emocional con el mismo, con el fin de disminuir las inhibiciones del niño y poder abusar sexualmente de él".

Un artículo de Carlos Quílez

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad