El eje franco-alemán pide suspender las ayudas a los países con más déficit

stop

ACUERDOS BILATERALES

Merkel y Sarkozy cuchichean antes de la rueda de prensa posterior a la Cumbre

17 de agosto de 2011 (16:20 CET)

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, y la canciller alemana, Angela Merkel, han propuesto en una misiva al presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, que a partir de 2014 se puedan "suspender" los fondos estructurales y de cohesión de los países socios del euro que incumplan las recomendaciones de Bruselas para lograr los objetivos del Pacto de Estabilidad y Crecimiento.

Se trata de una de las propuestas de ambos mandatarios para contribuir a reforzar el gobierno económico de la zona euro y reforzar la consolidación presupuestaria de sus socios, según recoge la misiva dirigida a Van Rompuy y que este jueves ha sido flitrada a la prensa europea.

Sarkozy y Merkel defienden que los fondos estructurales y de cohesión contribuyan "a apoyar las reformas indispensables destinadas a mejorar el crecimiento económico y la competitividad de la zona euro" pero insisten en que a la vez "deben contemplar mejorar la competitividad y la reducción de los desequilibrios en los estados miembros a los que se dirigen recomendaciones en el marco de los procedimientos de desequilibrios excesivos".

Asimismo, defienden que los fondos no utilizados por los países sujetos a un programa de consolidación fiscal "podrán reunirse en un fondo para el crecimiento y la competitividad que será gestionado a nivel europeo por la Comisión".

En este caso, "la Comisión deberá automáticamente proceder a un control para vigilar que los fondos estructurales y de cohesión apoyan de forma óptima el programa de ajuste macroeconómico. Debe participar también en la selección de los proyectos. En el seno de la misma Comisión, el comisario de Asuntos Económicos y Financieros deberá jugar un papel decisivo en este proceso", insisten ambos mandatarios.

A cambio de esta mayor flexibilidad en el uso de los fondos europeos, Sarkozy y Merkel consideran que "en el futuro" dichos fondos "deberán ser suspendidos en los países de la zona euro que no cumplen las recomendaciones del procedimiento de déficit excesivo".

La regla de 'oro'

Tal y como avanzaron este martes en rueda de prensa, ambos mandatarios trasladan a Van Rompuy su deseo de que los Estados miembros de la zona euro incluyan "de aquí al verano de 2012 una regla de equilibrio presupuestario en su legislación nacional", en principio "de nivel equivalente" a la norma constitucional.

Sarkozy y Merkel insisten en su misiva en la necesidad de que la eurozona haga "progresos suplementarios en materia de coordinación de las políticas fiscales para apoyar la consolidación presupuestaria y el crecimiento económico" y por ello entienden que las 17 economías que comparten el euro "deben estar preparadas para contemplar la cooperación reforzada para avanzar en el campo de la coordinación fiscal". "Deberán reforzar su cooperación a fin de evitar las prácticas fiscales dañinas y para luchar contra el fraude y la evasión fiscal", explican ambos mandatarios.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad