Alberto Núñez Feijóo durante un mitin en Lalín este domingo / PPdeG

El Covid-19 rompe la campaña electoral gallega

El BNG pide suspender las elecciones en A Mariña; el PSOE paraliza los mítines en la provincia de Lugo y Feijóo continúa impasible la campaña

El coronavirus ha entrado de lleno en la campaña electoral gallega. Ya no solo como uno de los elementos a evaluar en la gestión de la crisis sanitaria de los meses previos a las elecciones, sino como causa para la restricción de derechos fundamentales en la misma semana en la que los gallegos están llamados a las urnas. La Xunta decretó este domingo el cierre de 14 municipios de A Mariña --más de 70.000 habitantes-- debido al brote de Covid-19 que provocó el contagio de, por el momento, un centenar de personas.

La limitación de las entradas y salidas en la comarca y el endurecimiento de las medidas de prevención de la pandemia se mantendrán durante cinco días, levantándose justo antes del fin de semana electoral. El impacto es relevante para una zona de gran afluencia turística, no tanto por los cinco días que se prevé esté aislada, sino por la posible erosión en la imagen de Galicia como destino seguro en la que se han fundamentado las campañas promocionales.

Pero además, la oposición al PP en la Xunta está cuestionando que en siete días se pueda votar con garantías en A Mariña, o según lo expresa la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, si los ciudadanos se van a enfrentar al dilema de “tener que escoger entre su salud o su derecho al voto".

Feijóo: "¿Vamos a parar el país otra vez?"

Los principales partidos de la oposición han mostrado su preocupación, incluso su alarma, por la situación sanitaria en el norte lucense. Alberto Núñez Feijóo, que habló con los distintos líderes, mantuvo su agenda con cuatro mítines en Santiago, Vilagarcía, Lalín y Carballo, y no fue hasta el último cuando se pronunció con claridad sobre el rebrote.

"Ahora andan diciendo algunos que hay que suspender las elecciones, pero entonces, ¿vamos a suspender y cerrar el país otra vez?, ¿qué va a ocurrir hasta que llegue la vacuna, que no nos vamos a infectar?", se preguntó el candidato del PP, quien advirtió que habrá más rebrotes y que lo importante es “gestionar con seriedad”.

Reiterando que no se puede “parar el país otra vez”, Feijóo manifestó que está infectado solo el 2,5 % de los gallegos y que no se puede pensar que no se va a infectar nadie más, porque los brotes seguirán existiendo. "La diferencia es si cuidamos o no cuidamos de la gente", concluyó.

El PSdeG suspende los mítines en Lugo

Pero lo cierto es que la situación sanitaria ha irrumpido en la agenda de la campaña para quedarse. El PSdeG ha suspendido sus mítines en la provincia de Lugo y limitará sus actos electorales a paseos y comparecencias en el territorio.

Gonzalo Caballero, el candidato socialista, pidió a Feijóo que convoque a los partidos para evaluar el brote de A Mariña: "La salud es la prioridad por encima de cualquier tipo de elección".

Caballero expresó su extrañeza por el cierre durante cinco días de la zona, toda vez que se necesita “de un entorno de entre 10 y 15 días para testar donde están los contagios"; y recordó que el presidente de la Xunta decidió de forma "unilateral" convocar las elecciones para el mes de julio. El candidato del PSdeG acabó tendiendo la mano para luchar contra un rebrote que “se le fue de las manos” a la Xunta.

El BNG quiere aplazar las elecciones en A Mariña

Los socialistas optaron por no pronunciarse sobre la conveniencia de que los ciudadanos de A Mariña vayan a votar el domingo hasta tener toda la información. Quien sí lo hizo fue el BNG, que pidió directamente la suspensión de los comicios en la comarca. Cuando el brote esté "controlado y superado" será momento de "buscar la fórmula más adecuada" para que los vecinos de los 14 municipios afectados puedan ejercer su derecho al voto "con todas las garantías tanto democráticas como sanitarias", dice la formación que lidera Ana Pontón.

El BNG basa su posición en la dimensión del brote y en que la Xunta carezca de “un protocolo de actuación para afrontar un rebrote". La "única prioridad", dicen, tiene que ser "la salud de las personas, atajar el rebrote y minimizar sus consecuencias". No se puede someter a los vecinos de la comarca al "dilema de escoger entre la preservación de su salud" y el derecho al voto, señaló y reivindicó que los ciudadanos "tienen derecho a ejercer el voto con las máximas garantías de seguridad sanitaria".

Antón Gómez Reino, que este domingo afrontaba una jornada importante con la presencia de la ministra Yolanda Díaz y del vicepresidente Pablo Iglesias, exigió a la Xunta garantías “sanitarias y democráticas”. El candidato de Galicia en Común exigió al presidente gallego que "en los siete días que le quedan" al frente de la Xunta ofrezca "información transparente" de lo que ocurre en A Mariña y "aplique las medidas necesarias”.  

Un artículo de Rubén Rodríguez

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad