El Comité Federal no se pone de acuerdo ni en el orden del día

stop

Segundo receso en Ferraz, donde tampoco hay consenso sobre el censo del organismo. Grupos de militantes insultan a los dirigentes del sector crítico

Un grupo de manifestantes apoyan a Sánchez en Ferraz. / EFE

Barcelona, 01 de octubre de 2016 (11:32 CET)

El Comité Federal del PSOE pretendía comenzar con más de cuatro horas de retraso, pero fue en vano: antes de las 13.00 horas se pidió un nuevo receso porque el organismo no se pone de acuerdo sobre el censo de los miembros del cuerpo, así como el orden del día de la reunión. El sector crítico exige que los miembros de la Ejecutiva en funciones liderada por Pedro Sánchez no formen parte del censo del Comité Federal y, por tanto, pierdan su derecho a voto.

El Comité está presidido por Verónica Pérez, secretaria general del PSOE de Sevilla y cercana a la figura de Susana Díaz, la presidenta de la federación andaluza que lidera el sector crítico contra Pedro Sánchez.

Al ser tres los vocales que dirigen el Comité, sus decisiones son claves para ver cómo se confecciona el orden del día: los oficialistas quieren mantenerlo, y los críticos piden cambiarlo. Rodolfo Ares y Nùria Martin están negociando en nombre de Sánchez con Pérez estos puntos.

La convocatoria tiene en agenda dos puntos: dar cuenta de la renuncia de los 17 miembros de la Ejecutiva y convocar a un congreso en noviembre y a elecciones primarias, para elegir secretario general, el 23 de octubre.

 Apoyo de militantes a Sánchez

Pedro Sánchez ingresó en coche poco antes de las nueve y sin realizar declaraciones. Su rostro estaba tenso, como anticipándose a un día que será decisivo para su carrera política.

Alrededor de la sede de la calle Ferraz se han congregado un centenar manifestantes, equipados con pancartas en apoyo a Pedro Sánchez. Conforme iban entrando los dirigentes críticos les gritaban "¡Traidores!", "¡Golpistas!" o "Pedro sí, Susana no", entre otras consignas, mientras que políticos alineados con el oficialismo como Miquel Iceta eran vitoreados y alabados.

Los medios de comunicación no fueron autorizados a entrar a la reunión política, pero se ha podido saber que Sánchez se ha sentado al frente de la Ejecutiva, flanqueado por César Luena y Carmen Montón.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad