El rey Juan Carlos I, junto al armador y otras autoridades en la botadura del 'Bribón' | EFE

De Sanxenxo al Caribe: el viaje del rey emérito lejos de España

El rey Juan Carlos se refugia en República Dominicana tras pasar la noche del domingo en Sanxenxo, desde donde partió hacia su lugar de retiro

El rey Juan Carlos se ha instalado en República Dominicana. Ese es el destino elegido por el monarca tras su decisión de abandonar España acosado por los casos de corrupción y por la investigación que le atribuye el cobro de millonarias comisiones por la adjudicación del contrato del AVE a la Meca al consorcio de empresas españolas.

Juan Carlos I llegó a la isla caribeña tras pasar por Galicia, concretamente por Sanxenxo, una localidad habitual en los viajes estivales del monarca quien, sin ir más lejos, estuvo cinco días durante el mes de julio.

En el municipio de la costa pontevedresa pasó la noche del domingo, según informa El Español. Allí vive uno de los amigos más próximos del rey emérito, Pedro Campos, el sobrino del expresidente Calvo Sotelo.

El refugio caribeño del rey

Cuando se hizo pública la misiva en la que anunciaba su marcha de España, el monarca ya había abandonado tierras gallegas para dirigirse a Portugal, concretamente a Oporto, y, desde allí, volar a Santo Domingo.

En la República Dominicana lo esperaba la familia Fanjul, millonarios empresarios de origen asturiano que se hicieron de oro en la industria azucarera. Los Fanjul, conocidos como los reyes del azúcar, ya acogieron al rey emérito tras su abdicación en uno de los resort de lujo que ostentan en la isla, concretamente en la Casa de Campo de La Romana.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad