Carmen Pomar, conselleira de Educación

Covid-19: la Xunta ve “inviable” dividir a los alumnos en más clases

La conselleira de Educación, Carmen Pomar, asegura que no existe espacio físico suficiente para rebajar la ratio de 25 alumnos por clase a 15

La Xunta se reafirma en su postura de mantener la ratio de 25 alumnos por clase en el inminente curso escolar 2020-21. La conselleira de Educación en funciones, Carmen Pomar, ha tachado de “inviable” la posibilidad de poner en marcha clases para 15 estudiantes por no existir “espacios suficientes”.

"Sería totalmente inviable porque no tendríamos dónde ubicar, a nivel físico, al alumnado", ha explicado en una entrevista en la Cadena SER, en la que recalca que la Xunta es "realista" y comunica "lo que realmente es posible". Además, ha defendido que sí es posible juntar a grupos de hasta 25 alumnos más un profesor en las aulas, pese a la recomendación de que las reuniones en general no sean de más de 10 personas. “El contexto educativo es muy particular y las actividades están muy estructuradas y cerradas", ha insistido.

Las escuelas, ha dicho, con "lugares con mucho orden" en donde los pupitres están colocados de "una manera determinada" y los niños van a seguir "unas pautas". Además, ha agregado que se trata de "la ratio legal" y la que recogen las últimas recomendaciones del Ministerio de Educación.

Clases presenciales

Respecto a la posibilidad de adaptar el curso académico con clases a distancia, Pomar ha insistido en la apuesta por la docencia presencial y ha manifestado que "a día de hoy" ese es el plan de la Xunta, por lo que "salvo que en el momento en que se vaya a comenzar el curso las autoridades sanitarias recomienden lo contrario", el 10 de septiembre empezarán a acudir a sus centros los niños de Infantil y Primaria y el 16 lo harán los de Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional.

La titular de Educación ha reflexionado que "en ningún sitio" los ciudadanos están "libres" de un contagio y los centros educativos tienen la "ventaja" de ser "lugares estructurados" con una "disciplina" que los menores "interiorizan", al tiempo que ha reivindicado que el protocolo gallego sigue las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que "habla de un metro entre cabeza y cabeza". Además, se ha referido a la norma planteada para que los alumnos a partir de seis años lleven mascarilla en clase. "Los niños están acostumbrados a usarla y usarla en el aula no va a ser tan incómodo como nos parecía", ha sostenido.

Las declaraciones de Carmen Pomar se producen a tres días de que el comité clínico de expertos se reúna este miércoles para abordar medidas relacionadas con la vuelta al cole. La conselleira ha indicado que se definirá el uso de las mascarillas en las escuelas, las medidas para Infantil y la gestión de los brotes, al tiempo que ha avanzado que se está "ultimando" la gestión de los test serológicos que se harán a los docentes antes de empezar el curso. Prevé que se hagan 40.000 pruebas y, por otra parte, que personal del Sergas dé formación a más de 4.000 profesores para encarar este curso.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad