Competencia desvela que Repsol controla ya la mitad del mercado de los combustibles en Galicia

stop

Sus estaciones de servicio junto con las de Campsa y Petronor suman 296 en la comunidad mientras que Cepsa posee 119 y Galp 59, en total, el 71% de las existentes

Francisco Hernández, presidente del Consello Galego da Competencia | EFE

18 de junio de 2014 (21:18 CET)

En el ayuntamiento de Santiago Repsol tiene seis estaciones de servicio pero tan sólo una de tipo low cost. Las dos gasolineras de la petrolera más cercanas a esta última operan con precios más bajos que las cuatro restantes. Es uno de los ejemplos que el Consello Galego da Competencia ha incluido en su estudio sobre el mercado de los hidrocaburos en la comunidad y que esta semana la conselleira de Facenda, Elena Muñoz, entregó en la sede de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia.

El objetivo de la Xunta de Galicia no es desconocido. El Ejecutivo autonómico ha puesto nombres y apellidos a los grandes grupos que copan el mercado gallego de los combustibles y que, a su juicio, son directamente responsables de que los precios se eleven por encima de la media nacional. Y eso a pesar de contar en A Coruña con la refinería de Repsol y en Oporto con otra de Galp (los costes de transporte son sensiblemente menores).

Concentración excesiva

El estudio del Consello Galego da Competencia muestra a las claras la concentración del sector en la comunidad. Tres grandes grupos (además con acceso al refino) como son Repsol, Cepsa y Galp controlan en la comunidad el 71% de las estaciones de servicio. De hecho, tan sólo el grupo presidido por Antonio Brufau gestiona casi el 45% de las gasolineras en activo de la comunidad a través de las banderas de Repsol, Campsa y Petronor. En total, 296 establecimientos.

Cepsa controla de forma directa 119 (el 17,9%), mientras que Galp posee 59 (el 8,9%). Por contra, las gasolineras "sin bandera" en la comunidad se reducen hasta la cifra de 130. La cuota de las estaciones de servicio de marca blanca es del 15,5%, de nuevo por debajo de la media estatal que se establece en el 18%.

El control de Repsol es patente. En Ourense gestiona el 45% de las estaciones de servicio; en Pontevedra el 49%; en A Coruña el 37% y en Lugo el 51%.

Sin gasolineras en los centros comerciales


El informe de Competencia da muestra de la suerte de batalla que la Xunta de Alberto Núñez Feijóo parece haber emprendido contra las grandes operadoras del sector. Explica que a datos de enero, en toda España, “los mayoristas con capacidad de refino Repsol, Cepsa y BP fueron las que operaron con precios más altos”. Las ofertas más económicas siempre se encuentran en las gasolineras de los hipermercados y los grandes centros comerciales, pero en Galicia estos establecimientos no son habituales.

A datos de 2011, en Pontevedra, sólo tres de 18 grandes superficies comerciales contaban con una estación de servicio, mientras que en A Coruña la ratio era de cuatro de 16.

Las propuestas de la Xunta

Competencia no sólo critica el, a su juicio, monopolio de los grandes grupos en España y en la comunidad, también su posición de peso en las redes de transporte y almacenaje de la Compañía Logística de Hidrocarburos (CLH). “La participación de las grandes operadoras en su capital les permite influir en la gestión y acceder a información relevante sobre las infraestructuras de transporte y almacenaje de combustibles”.

Las medidas que el organismo gallego dependiente de Facenda propone para rebajar la posición dominante en Galicia de Respol, Cepsa y Galp son varias. La creación de suelo para la apertura de estaciones de servicio; facilitar los trámites administrativos tanto para su ubicación en ayuntamientos como en autovías y autopistas; que todos los polígonos industriales cuenten con gasolineras y que se eliminen las barreras existentes para la construcción de puntos de venta en los grandes hipermercados y centros comerciales”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad