Pablo Casado, el líder del PP, se reúne (sin Feijóo) con los trabahadores de la planta de Alcoa en San Cibrao. E.P.

Casado exige que el estatuto de Alcoa llegue antes de las elecciones

El líder del PP, Pablo Casado, dice en Lugo que ayudará a Sánchez a aprobar el estatuto de Alcoa "si se presenta en marzo y se aprueban las alegaciones"

La visita esta mañana del presidente del PP, Pablo Casado, a la factoría de Alcoa en Lugo, donde se reunió con el comité de empresa, tensionó considerablemente al resto de formaciones políticas. La ministra de Industria, Reyes Maroto, acusó a los populares de estar “utilizando” a los trabajadores, así como de poner palos en la rueda al Estatuto del Consumidor Electrointensivo, normativa con la que el Gobierno pretende dar una solución que regule el precio de la energía tanto para la aluminera de Cervo como para el resto de empresas españolas categorizadas como grandes consumidoras. La portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, ironizó con el hecho de que el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, no acompañó a Casado en la visita. 

Críticas al margen, lo cierto es que Casado se reunió con los trabajadores y se comprometió a apoyar un real decreto (o decreto ley, aún no se ha despejado esta incógnita) para dar respuestas a la industria electrointensiva. Eso sí, ha puesto condiciones a Pedro Sánchez: quiere que el texto definitivo salga a la luz este mes de marzo, antes de las elecciones gallegas, y que, además, recoja todas las demandas que se han hecho, inclusive las alegaciones al proyecto de los gobiernos de Galicia, Asturias y Cantabria. 

¿Sánchez puede cumplir las demandas de Casado?

Cumplir las pretensiones de Casado parece difícil. Efectivamente, la previsión inicial del Gobierno de Pedro Sánchez pasaba por aprobar el estatuto en marzo. No obstante, el texto ha recibido una cascada de alegaciones, tanto por parte de ejecutivos autonómicos como por parte de empresas del sector. Entre otras cuestiones, tanto Alcoa como la Xunta de Galicia solicitan que el documento definitivo tenga en cuenta la figura del consumidor hiperelectrointensivo, que englobaría a aquellas empresas que, como es el caso de la factoría de Cervo, hacen un consumo eléctrico mayor (la multinacional americana asegura que consume cerca de 1,5% del total nacional cada año). 

Con estos mimbres, y sabiendo que Lugo y Ourense podrían ser provincias claves de cara a decantar el éxito o fracaso electoral del PP en Galicia, Casado ha reclamado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que "durante el mes de marzo" lleve al Consejo de Ministros. “No se puede esperar hasta el 5 de abril, ya que en Lugo hay 5.000 familias que se juegan mucho”, indicó.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad